Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Depor, un final de ensayo

Soriano, controlando el balón durante el encuentro ante el Tudelano | patricia g. fraga
|

El Deportivo tiene que poner el broche y cerrar la temporada esta tarde ante Unionistas, antes de encarar el playoff, cuyo rival de primera ronda conocerá al término de la jornada.

Los blanquiazules, que presumiblemente saldrán con un once en el que estarán jugadores con menos minutos, plantean el partido como una prueba de cara a la fase de ascenso. No quiere relajaciones Borja Jiménez en este encuentro, porque sabe que el equipo se jugará todo en las próximas dos semanas y tampoco va a correr riesgos el preparador abulense.

Un encuentro en el que los locales ya no se juegan nada, tras asegurar la pasada jornada la segunda plaza, más allá de sumar una jornada más con el Abanca Riazor como feudo inexpugnable. Un campo en el que, con total seguridad, los coruñeses disputarán su primera eliminatoria en siete días, ante un rival aún por determinar.



Reservados


No estarán en el once titular presumiblemente jugadores como Ian Mackay, Juergen, Quiles o Miku. Algunos, como el caso del venezolano, por contar con cuatro amarillas, otros como el cancerbero, para darle descanso de cara al inminente playoff.

Queda por ver si sale Quiles, aunque sea unos minutos, para disputarle el pichichi de Primera RFEF en la última jornada a Jutglà, que suma una diana más que el abulense (19). Se quedan fuera, por lesión, Trilli y Victor García, de baja desde hace más de dos meses, y Rafa de Vicente, que continúa con molestias musculares, pero que Borja espera que esté listo de cara a los duelos de ascenso. Y sancionados, con cinco amarillas, tampoco estarán esta tarde ante Unionistas Héctor Hernández, ni William de Camargo.



Novedades


Esta semana el técnico del Deportivo probó un once en el que podría regresar Brea o incluso debutar Alberto en la portería. Con línea de cuatro, con Doncel, reconvertido en lateral derecho, Aguirre en el izquierdo y tres centrales, con Jaime Sánchez, Pablo Trigueros y Borja Granero.

En el doble pivote repetiría el incomensurable Bergantiños, un capitán que compartiría espacio en la medular con Josep Calavera. Por delante, línea de tres con alas para Yeremay y Mario Soriano y en punta un Noel con ganas de resarcirse, después de partidos en los que apenas ha tenido minutos, ni incidencia en el juego.



Nada que perder


Enfrente estará una escuadra sin nada que perder y que aún puede colarse en el playoff, aunque depende de ganar y de otros resultados.

Un Unionistas que ha conseguido gracias a donativos, incluso de los propios deportivistas, sumar los 300.000 euros para cambiar el campo, requisito indispensable para competir el año que viene en la Primera RFEF

Un partido que podría parecer de guante blanco, en el que reinará el buen entendimiento entre ambas aficiones, pero que el Deportivo tiene que tomarse como algo más que un mero trámite para cerrar la temporada regular. Un choque para preparar lo que queda por delante, una final de ensayo antes del playoff. 

Depor, un final de ensayo