Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

El Ural no tiene techo

Pablo Barallobre y Jorge Gómez
|

¿No tiene techo? ¿O lo ha alcanzado con el ascenso del Juvenil B a Liga Nacional? El Ural ha atrapado, en cuanto a categorías, a los tres clubes profesionales de Galicia: Celta, Lugo y Deportivo. No puede tener ni a infantiles, ni a cadetes, ni a juveniles más arriba. ¿Cuál es el secreto? Pocos lo saben, pero no es casualidad. Son seis los años de Jorge Gómez Cabanas al frente de la coordinación de fútbol 11 y, temporada tras temporada, los resultados saltan a la vista. Asentado en la División de Honor Juvenil y en la División de Honor Cadete, al club verde solo le faltaba dar un paso más con los ‘B’: el Cadete no perdió un solo partido en su liga y el Juvenil dio el salto a Liga Nacional. Con el Español en Primera Galicia, poco más se le puede pedir a un club que recoge frutos cada primavera.

Si mantenerse es mucho más difícil que llegar, al Ural le queda un gran trabajo por delante, pero no da la sensación de que los que dan consistencia al club estén cansados. Quieren más y más y saben cómo hacerlo.


Continuidad


Uno de los detalles que llama la atención en el Ural es la continuidad que dan a sus entrenadores. Miguel Corral afrontará la tercera campaña al frente del Juvenil A, de Fabio Rodríguez Dacal se ha perdido la cuenta de los años que lleva al frente del Cadete A en División de Honor, Yelco, Jaime... “Cuando empecé, fue una de las cosas que me planteé: mantener a los entrenadores de la casa el mayor tiempo posible para que evolucionen en el propio Ural. Se identifican con una forma de sentir club, de jugar… Cuando hablamos con padres, identifican al Ural por nuestra forma de competir y de tratar a los chavales. Llevo seis años en el Ural y hay entrenadores que todavía siguen en el organigrama. Además se siguen formando, obteniendo los títulos más altos… El Deportivo también se ha llevado entrenadores y preparadores nuestros. Es un escaparate para todos, no solo para los jugadores”, explica Jorge Gómez sobre la apuesta del club por las renovaciones.

Instalaciones


A pesar de que tendrá a los equipos en las mismas categorías que los clubes profesionales de Galicia, el Deportivo entrena en Abegondo, el Celta en A Madroa y el Ural lo hace prácticamente cada día en un campo diferente. “En Elviña, en A Grela, en San Pedro de Vi sma, en A Torre… Donde nos den horas. Es complicado tener material en cuatro o cinco campos y creo que es algo que da más mérito todavía a lo que conseguimos. Aún así, tenemos que dar las gracias porque nos dividen las horas perfectamente pero, a partir de ahí, el club tiene que hacer un desembolso económico en instalaciones privadas como Elviña o, si es necesario para el Juvenil A, alquilar algún campo de fuera de A Coruña”, aclara el coordinador.

Quién más, quién menos conoce a Pablo Barallobre, a Jorge Gómez Cabanas, a Antonio Vázquez, a Pedro Oubiña, a Eduardo Blanco... Pero pocos saben cuál es su secreto para haber llevado al Ural a lo más alto de Galicia y, en el caso del Juvenil A, de España en cuanto a categorías. Sin hacer mucho ruido, sin corbatas ni americanas pero pisando muchos campos y recorriendo muchas gracias han hecho del Ural un club reconocible.

El Ural no tiene techo