Banquillos al rojo vivo
lll
17º-23º

Banquillos al rojo vivo

Cuatro de los diez equipos que integran el Grupo 1-A han cambiado de técnico en lo que va de temporada; los últimos en hacerlo fueron el Guijuelo y el Pontevedra el pasado fin de semana

Usuario

Se agotaron la paciencia y el tiempo en la Segunda División B. El cambio de formato de la competición, que ha derivado en una primera fase muy corta y en la que los clubes se juegan su presencia hasta en cuatro categorías distintas —desde el ascenso a Segunda hasta la caída a la Tercera División RFEF (el nuevo quinto escalón del fútbol español)— obliga a los equipos a obtener resultados inmediatos y ha derivado en un baile casi sin fin en los banquillos.


Llevamos 13 jornadas de la liga 2020-21 (algunos conjuntos incluso han disputado uno o dos partidos menos que tienen pendientes) y cuatro de los diez integrantes del Grupo 1-A ya han cambiado de entrenador. Se trata del Salamanca UDS, el Deportivo y, desde el pasado fin de semana, también el Guijuelo y el Pontevedra.


Cinco partidos de Egea

El Salamanca fue el primer club en ‘cortarle’ la cabeza a su técnico. El conjunto charro apenas tardó cinco jornadas en destituir a un entrenador al que había contratado a mediados de julio de 2020.


Cuatro meses después y con una sola victoria y cuatro derrotas en el balance total, la directiva que preside el mexicano Manuel Lovato decidía darle un giro al proyecto.


Rafa Dueñas, director general del club y exfutbolista, se hacía cargo del banquillo de forma interina, como ya ocurrió en el curso 2019-20. En aquella ocasión, el azteca dirigió siete encuentros, con tres triunfos, tres empates y una derrota; mientras que en la presente campaña, solo aguantó tres jornadas, todas ellas saldadas con derrota.


El Salamanca finalmente apostó por Lolo Escobar para intentar salvar la temporada y, de momento, el equipo charro ha sumado dos victorias, dos empates y una sola derrota.


El segundo equipo en perder la paciencia fue el Depor, que prescindió de Fernando Vázquez el pasado 11 de enero.


Hace apenas tres días, se sumaron al club de técnicos despedidos el Guijuelo y el Pontevedra.


La escuadra ‘chacinera’, que el pasado sábado empató con el Compostela (1-1), anunció a primera hora del domingo la destitución de su cuerpo técnico, los hermanos gallegos Jacobo y Marcos Montes, debido a que el cuadro salmantino solo lleva ocho puntos después de diez partidos jugados (tiene tres pendientes), cifra que le deja como colista.


Esa misma tarde, el Guijuelo anunció la contratación del entrenador Chuchi Jorqués.


También el domingo saltaba la noticia de la destitución de Jesús Ramos, técnico del Pontevedra, 24 horas después de la derrota con el Zamora (0-1). La entidad granota anunciaba al día siguiente el regreso de Luisito a Pasarón. 

Banquillos al rojo vivo

Te puede interesar