martes 07.07.2020

Por el buen camino después de la victoria en Elche... y seguir así

No acababan de asentarse, tanto el técnico como el equipo en el apretado programa de la mini liga que se montó para arrancar pasta aunque el público no disfrutase del  espectáculo. El Deportivo empezó la larga y apretada competición con más altibajos que aciertos hasta que, por fin, en el Martínez Valero frente a todo un Elche que no pudo con el joven conjunto que el de Castrofeito presentó en tierras levantinas.

La solución de futuro está ahí cuando faltan por disputar, empezando el próximo sábado recibiendo en el Abanca-Riazor a nuestro vecino de la Ponferradina, un escenario que debe asegurar la posición del Deportivo en la tabla.

No hay que jugar  a más pruebas. Vamos a contar con la juventud que dio el salto ante el Elche, dejando bien claro que base para muchos más aciertos y no entrar en apuros en las últimas jornadas. Tanto Hugo Vallejo, con un soberbio gol, como Víctor Mollejo que cambió el ritmo del equipo mientras en el banquillo permanecían buena parte de los que han ido hundiendo al equipo en la zona baja. A estas alturas Fernando Vázquez bien sabe quienes juegan de verdad y exponen. Faltan siete partidos y el Deportivo no puede conformarse con mejorar los golaverajes que todavía le restan. Lo exhibido ante el Elche deja bien claro que el Deportivo lleva dentro mucho de lo que ha demostrado hasta ahora.

Llegó el momento de ir perfilando el equipo que la junta directiva deportivista vaya perfilando, por cierto con más certeza que hasta ahora por cierto, porque La Coruña y su afición algo más que un conjunto modesto de la Segunda División. 

Sus objetivos deben ser aspirar a Primera, de lo que de momento aún puede presumir con un título nacional, dos Copas del Rey y tres Supercopas de España. Algo así, por mucho que le duela a más de uno, no puede olvidarse fácilmente.

Por el buen camino después de la victoria en Elche... y seguir así
Comentarios