Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Visiones encontradas

|

Tengo que reconocerles que la gestión que se lleva entorno a este Deportivo, me tiene desconcertado. Desde hace mucho tiempo, vengo incidiendo en la poca transmisión que genera en “arropar” a sus sufridos seguidores. Ya no solo me remito a la época actual, es un signo característico de las distintas directivas que fueron sucediéndose desde la marcha de Lendoiro. El liderazgo deja mucho que desear. La masa social blanquiazul se tiene que autoregenerar en su propia estructura, para corresponder a las necesidades de los que deben rendir sobre el terreno de juego. Es digno de admirar todo el proceso que desde la Federación de Peñas se propicia en medio del desierto anímico.

Tras el mazazo sufrido, primero en la liga regular y posteriormente en la fase de ascenso, nadie, desde la institución, da el más mínimo espaldarazo a la conversión de un nuevo proyecto, que con tintes de credibilidad ofrezcan visiones de futuro.

No voy a ser yo el que recrimine a Abanca su paso fundamental en el aspecto económico, dándole viabilidad al Club para su existencia. Pero en el deporte, en el fútbol, no llega con eso. Todo tiene que tener una sintonía con la pasión.

El aficionado deportivista, tiene enraizado el sentimiento hacia sus colores. Posee una piel endurecida fruto de las vivencias cursadas, sabe lo que es subir y bajar cada peldaño. Por ello, los actuales gestores deben darse cuenta de la necesidad que tienen de salir al “terreno de juego” y transmitir seguridad y confianza.

Es rocambolesco el inicio de esta nueva propuesta competitiva. El primer paso dado, fue la continuidad de Borja Jiménez al frente del primer equipo, anuncio “indirecto”. Sin una actuación donde quede reflejada la plena confianza en el paso dado. Para mí un grave error. Cuando las dudas asaltan el proyecto, malo. Cualquier adversidad posibilitará un sufrimiento extra al proceso. Pero la decisión está tomada y no queda otra que seguir el cauce, esperando que se sepa transformar los errores en impulsos positivos, habrá que seguir esperando a ver como se desenvuelve el proceso de fichajes, pieza fundamental para analizar las aspiraciones.

Paso página. Ya están encuadrados, de forma provisional, los equipos que habrá que hacerles frente para lograr la ansiada meta. El Depor queda encuadrado con gallegos, andaluces, madrileños y ceutíes. Nunca se sabe quiénes serán los más competitivos, pero hay nombres que asustan.

Cambio de tercio. La próxima temporada en LEB Oro, será toda una singladura de difícil ejecución. Un verdadero ramillete de “trasatlánticos”, convertirán el ascenso en un proceso de alta capacitación… A los Estudiantes, Lleida, Palencia, Guipúzcoa, Alicante, Palma, Valladolid y Leyma Coruña..., les tenemos que añadir los potentes recién descendidos de la ACB, Andorra y Burgos y los ascendidos de LEBPlata, COB Ourense y Albacete. Una competición de altos vuelos y de difícil pronóstico. Un segundo nivel baloncestístico de gran atractivo.



Como siempre un placer.


Visiones encontradas