El Deportivo Liceo caza su mirlo blanco: Pol Manrubia
lll
17º-23º

El Deportivo Liceo caza su mirlo blanco: Pol Manrubia

Pol Manrubia, con la Golden Cup conquistada en Riazor el pasado abril | Golden Cup

Usuario

El mismo día que empezó la pretemporada Juan Copa, técnico del Deportivo Liceo, aseguraba que la plantilla no estaba cerrada, que iban algo corto de efectivos y que tratarían de cazar un mirlo blanco antes de que la OK Liga regresase, a mediados largos de noviembre, tras el largo parón a causa del Mundial.

 

Los plazos se han acelerado y el preparador coruñés ya dispone del último refuerzo para el vigente campeón del torneo de la regularidad: Pol Manrubia, joven jugador catalán que llega a la disciplina verdiblanca cedido por el Benfica. Y ello incluso antes de que la OK Liga baje el telón durante un mes: lo hará el próximo fin de semana después del partido contra el Reus en el que la nueva incorporación del Liceo podría hacer su debut con la camiseta verde y blanca.

 

Copa mostró su satisfacción por la llegada de Manrubia: "Estamos muy contentos con esta cesión. Pol es un jugador que tiene muchas cosas buenas, por eso viene de donde viene. Tiene uno contra uno y mucha capacidad de liderazgo, nos va a ayudar mucho en la construcción del 4 contra 4 y es un gran patinador.  Viene a sumar y a intentar hacernos mejores", detalló el técnico en declaraciones a este diario.

 

Experiencia en OK Liga

 

Manrubia, nacido hace 22 años en la localidad barcelonesa de Bigues i Riells, cuenta con experiencia en la máxima categoría española, en la que debutó, en la temporada 2017/2018 y de la mano del CP Vic –ahora en la OK Plata–, tras formarse en su localidad natal y en las categorías inferiores del FC Barcelona. 

 

En su primer curso en la OK Liga anotó 2 goles en 27 partidos. En el segundo, ya en las filas del Voltregá, Manrubia firmaría 10 dianas. Su buen hacer en el curso 18/19, donde su nombre empezó a apuntar alto, le valió el salto a uno de los ‘gallitos’ de la competición, el CE Noia. Y no defraudó: 11 tantos en 25 encuentros, con un notable 4 de 11 en faltas directas, otro de sus puntos fuertes, junto a la visión de juego.

 

La explosión

 

En la 20/21 se produjo la explosión: 20 goles en 30 partidos (7 de 20 en directas) y 13 asistencias, la máxima cifra del equipo, la mitad más uno que el segundo mejor pasador del Noia. La liga portuguesa, siempre atenta y con dinero, le echó la red al término de esa temporada. Destino: Lisboa. A un Benfica con ‘overbooking’ de calidad, que, además, en verano se hizo con otro joven talento procedente del Noia, Roc Pujadas.  
 

La campaña pasada –en la que alzó la Golden Cup en la que será su nueva casa–, Manrubia anotó 9 goles en 41 encuentros. En la presente ha jugado cuatro en los que ha visto puerta una vez, pero su protagonismo en las 'Aguias' ha bajado tras las llegadas del exliceísta Roberto Di Benedetto y el catalán Nil Roca.

El Deportivo Liceo caza su mirlo blanco: Pol Manrubia

Te puede interesar