Óscar Lata: “El Leyma va a estar peleando con los de arriba”
lll
17º-23º

Óscar Lata: “El Leyma va a estar peleando con los de arriba”

El coruñés Óscar Lata lleva tres décadas en los banquillos, ejerciendo tanto de entrenador jefe como de asistente, en todas las competiciones nacionales posibles. Esta es su primera temporada desde el principio al frente de un equipo de la LEB Oro

Usuario

Óscar Lata (A Coruña, 1974) se inició en el baloncesto a los 18 años. Nunca ha sido cocinero, siempre fraile. Su historial en los banquillos lo abarca todo: baloncesto femenino, en silla de ruedas, EBA, LEB Bronce, 1ª Autonómica, Bélgica, asistente en varios equipos ACB –entre ellos el Barça– y LEB Oro, donde afronta su segunda aventura, la primera desde el inicio.


El domingo se medirá por primera vez en el Palacio al club de su ciudad –del que fue director de cantera en la campaña 2012/2013– en partido oficial, después de hacerlo, al frente del Óbila, en la Poli 2, en la LEB Bronce 07/08. Hace poco más de un mes lo hizo en amistoso de pretemporada.

 

¿Cómo está tu equipo?
Cambié toda la plantilla, solo me quedé con un jugador de la temporada pasada. Aquí estaban acostumbrados de otros años a tener más dinero para confeccionar el equipo y estos dos últimos han estado más apretados. En Melilla hay unos 15 equipos profesionales y las ayudas van en función de los resultados, así que si bajas un poco el listón, te toca menos.


Así que me dije: “Voy tirar de todos los contactos que tengo en la ACB para conseguir jugadores jóvenes cedidos”. Y al final hicimos un equipo con tres veteranos y el resto jóvenes. A ver si nos sale bien la jugada. Ahora aún estamos muy verdes, muy por hacer.

 

Y esta LEB Oro tan dura tampoco facilita las cosas...
Me decían hoy mismo: “Ya hemos pasado el Tourmalet, porque ya hemos jugado contra Burgos y Estudiantes”. Sí, pero nos queda Coruña, Andorra, Valladolid... Al final, será difícil que cada dos semanas no tengas un partido contra los equipos de arriba. Salvo Iraurgi, que si no se refuerza, creo que se va a quedar descolgado, el resto, Albacete, Cantabria, Oviedo..., vamos a tener que ganar los partidos entre nosotros, porque contra los de arriba pocos vamos a ganar.

 

¿Partís con un objetivo definido o con pequeños objetivos que ir cumpliendo?
El club está en estado de shock desde que subieron a ACB (temporada 15/16, tras elimina en semifinales, por 3-2, al Leyma) y se quedaron fuera del ascenso. Entonces perdieron masa social, apoyos institucionales, el presupuesto bajó mucho... Pasaron de ser un equipo de playoffs solvente, de ver hasta dónde podían llegar, a tener dinero para hacer un plantilla que no da para más que para salvarse. 


Lo que hablamos cuando fiché aquí es ver si somos capaces de hacer algo por encima de nuestro presupuesto; es decir, entrar en playoffs o pelear hasta el final por meteros en ellos, porque le devolvería parte del estatus al club.

 

¿Qué me cuentas del Leyma?
Desde fuera veíamos que estaba entrando tarde en mercado. Yo tenía dudas de por dónde iba a tirar. Pero después, viendo el dinero que puso sobre la mesa... Ha fichado jugadores que a mí ni me ofrecían. A los dos bases no se los ofrecieron a ningún otro equipo de la liga. 


Veo que tienen un muy buen equipo, pero con el hándicap de tener que conjuntarse, aunque Epi es muy bueno haciendo grupo. Con nombres desconocidos en España van a estar peleando con los de arriba.

 

Os enfrentasteis hace poco más de un mes. ¿Que se verá mañana, un Leyma más distinto o un Melilla más distinto a los de aquel amistoso?
Creo que el Leyma. Es evidente que su plantilla tiene más calidad que la nuestra, sería una tontería negarlo. Nosotros, como te dije antes, todavía estamos muy verdes y tenemos muchos jugadores jóvenes, mientras que los del Coruña tienen, además de calidad, más experiencia.  

 

Formaste parte del organigrama del Basquet Coruña hace una década. ¿Ves mucha diferencia entre este club y aquél?
Respecto al primer equipo veo que lo han profesionalizado mucho, aunque tiene el hándicap de las instalaciones, algo que no depende del club. Tener que entrenar con más gente en el Palacio es una faena. Antes de fichar por Huesca (en enero de 2021), fui a ver varios entrenamientos del Leyma y le pregunté a Sergio García cómo podían trabajar así. Me contestó que “no puedes hacer nada; o te adaptas, o te quedas sin lugar para entrenar”.


Tal vez el Liceo lo acuse menos porque el hockey patines tiene más ruido en la propia pista que el baloncesto. Pero no me parece que para un equipo de baloncesto, que además va a pelear por lo que va a pelear, sean la condiciones óptimas para trabajar.


Creo que el club está en muy buenas manos. Son gente tranquila, que deja trabajar y  consecuentes con lo que hay, pero ahora han hecho una inversión grande de dinero y no sé cuáles son sus expectativas reales, ni lo que le han demandado a Epi.

 

Las expectativas son tres letras, y no precisamente las que forman la palabra oro...
Tengo una teoría, que puede que no sea correcta. Cuando veo las plantillas de los teóricos favoritos al ascenso, pienso en cuántos jugadores me quedaría en caso de subir a la ACB. Cuantos más hay, suelen ser los que acaban ascendiendo. No me suelo equivocar mucho. Y creo que respecto al Leyma hay otros equipos que se ajustan más a mi teoría, sobre todo Andorra, que además tiene a Natxo Lezkano, junto con Epi los dos mejores entrenadores de la categoría.

 

Mañana jugarás en el pabellón de tu ciudad contra el equipo de tu ciudad. ¿Es algo más que un partido?
Ya había jugado una vez, en Bronce, pero en la Polideportiva, cuya ambiente me gustaba mucho. Evidentemente es pecial para mí, aunque me da pena que no pueda verme mi padre, pues falleció hace poco. Siempre iba de aquí para allá para verme en los partidos. Pero estará mi familia. Es un partido para disfrutar. Y si podemos competirlo, mejor. 

Óscar Lata: “El Leyma va a estar peleando con los de arriba”

Te puede interesar