sábado 28/11/20

Asistencia de Merino en la victoria ‘pepinera’

El exdeportivista, que ya había marcado en su vuelta al cuadro madrileño, ayer dio el pase del segundo gol de su equipo
El equipo madrileño exhibió un gran acierto en la primera parte que le permitió imponerse por 3-1 al Eibar  | cd leganés
El equipo madrileño exhibió un gran acierto en la primera parte que le permitió imponerse por 3-1 al Eibar | cd leganés

El Leganés ofreció ayer una buena imagen ante el Eibar, certificada con un contundente triunfo en la Instalación Deportiva Butarque por 3-1 que sirvió de colofón a un enfrentamiento que ya estaba encarrilado al descanso.

Este era el segundo encuentro que el cuadro vasco jugaba en dos días tras medirse al Rayo Vallecano el anterior, si bien el once inicial puesto en escena por José Luis Mendilíbar fue radicalmente distinto en esta ocasión.

En el caso del anfitrión, que se había estrenado en pretemporada con victoria ante el Cartagena, optó por una alineación con varios nombres que formaron parte de la plantilla que descendió el pasado curso. Hasta tres de ellos vieron portería antes del intermedio. 

El primero fue Kenneth Omeruo, quien adelantó a los suyos cuando ni siquiera se llevaban cinco minutos de juego al cabecear en el segundo palo un córner muy bien servido por Dani Ojeda desde la izquierda del ataque. 

Otro defensa, Roberto Rosales, aumentó la cuenta poco más tarde. En su caso, el venezolano lo hizo incorporándose al ataque por el sector diestro para dar lustre a una entrega de Sabin Merino con un potente disparo cruzado.

El exdeportivista sumó la asistencia de ayer al gol que marcó en el 0-1 contra el Cartagena el pasado miércoles, en el partido que supuso su regreso al Leganés. 

Los visitantes fallaron varias ocasiones y acabaron pagándolo, pues en una contra José Arnáiz firmaría el tercero. 

De vuelta al verde, fue el Eibar quien se hizo con la iniciativa y lo buscó con mayor ahínco. De hecho hasta dos veces lo tuvo en sus botas el japonés Inui, pero sus disparos desde larga distancia fueron repelidos con dos magníficas intervenciones por Cuéllar. Por su parte, el contrario se acercó mediante un impacto de Silva que se marchó alto y en un mano a mano que no logró resolver Arnáiz. 

Finalmente, después de un cabezazo que rozó el palo de Quique y de un libre directo de Pedro León detenido por el arquero del Leganés, los eibarreses acabarían encontrando premio a su insistencia en el descuento al transformar el propio Quique un penalti cometido sobre Bigas.

Comentarios