Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Ribeira aclama a Ana Peleteiro, flamante medallista olímpica

La triple saltadora fue recibida por el alcalde, numerosas autoridades y el calor de su ciudad, tras su gran papel en los Juegos. Dispusieron lo necesario incluso para que saltase | óscar corral / efe
|

Después de numerosas entrevistas a medios de comunicación, actos oficiales de homenaje y recibimiento por parte de distintas instituciones, ayer por la tarde llegó finalmente el turno del pueblo de Ribeira, de la gente de a pie, amigos, vecinos, familiares, conocidos o simplemente paisanos de Ana Peleteiro, que quisieron acercarse hasta la Praza de España para celebrar con ella la consecución de la reluciente medalla de bronce que la deportista consiguió en triple salto en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.


700 personas
Acudieron al acto para arropar a la ilustre vecina de la localidad 



El lugar elegido por el Concello varió a lo largo de la última semana, ya que en un principio se iba a celebrar el acto en la Praza del Concello. Sin embargo, y en previsión de que sería mucha la gente que querría participar de este recibimiento popular, se decidió cambiarlo para la Praza de España. Además, también, porque el nuevo espacio ofrecía mejores posibilidades para controlar el aforo y evitar aglomeraciones indeseadas.

El acto comenzó al filo de las 21:30, aunque el espacio se abrió para los asistentes una media hora antes.


Emoción y sorpresas


El evento estuvo cargado de emotividad y un gran ambiente festivo, comenzando con un vídeo que recordó la trayectoria deportiva de Peleteiro y continuando con varias sorpresas, como fue la conexión en directo con Ray Zapata, gimnasta que ganó una plata en Tokio y es amigo personal de Ana Peleteiro. 


Zapata, además, apareció acompañado de su pequeña hija Olimpia, ahijada de la saltadora. También Ruth Beitia quiso enviar un vídeo de felicitación por unirse al club de las mujeres medallistas olímpicas, así como el deportista paralímpico de Ribeira, Álex Vidal. Hubo palabras también de su entrenador actual, Iván Pedroso, y de su primera entrenadora, María José Martínez Patiño. Otra de las sorpresas fue que la organización dispuso, en medio de las 700 sillas ubicadas en la Praza de España, un pasillo hacia el fondo, el cual terminaba en arena, por si, al final del homenaje, la deportista decidía poner el broche de oro a este evento haciendo lo que mejor se le da: Hacer un triple salto.

Peleteiro, que estuvo arropada también por autoridades como el presidente de la Federación Galega de Atletismo, Isidoro Hornillos; la conselleira do Mar, Rosa Quintana, y el alcalde de Ribeira, Manuel Ruiz, se mostró emocionada y, una vez más, se ganó los corazones de todo su pueblo que, gracias a ella, ha sido protagonista en Tokio 2020. Como se dijo durante el acto, que seguía al cierre de esta edición, “Ela foi a que gañou, pero todos nós sentimos gañadores tamén”. 

Ribeira aclama a Ana Peleteiro, flamante medallista olímpica