viernes 06.12.2019

Mari Carmen Izquierdo

Dirán ustedes que de alguna manera tiro para casa pero es que en las últimas horas me ha llamado la atención una noticia por encima de todas: la muerte de Mari Carmen Izquierdo, toda una referencia del periodismo deportivo español, un nombre y un rostro que se había convertido en un clásico dado el tiempo que llevaba en primera línea de la profesión. 

Recuerdo con bastante claridad los tiempos en que empezó a adquirir fama, por salir en Televisión Española (cuando solamente había dos cadenas), allá por los inicios de la década de los setenta. El impacto había sido muy grande y había llamado poderosamente la atención el hecho de que una mujer empezase a dar sus primeros pasos en un campo como el fútbol (y, en general, en el deporte) dominado totalmente por los hombres. Llegó a sustituir a José María García en el telediario de la noche, lo que causó una verdadera conmoción dado el “tirón” que por entonces ya tenía el periodista asturiano-madrileño.

Cuentan sus biógrafos de ahora que Mari Carmen Izquierdo fue la primera mujer en informar de fútbol en la televisión de España, de la que llegó a ser jefa de Deportes. Estuvo en Mundiales, Eurocopas y Juegos Olímpicos, siendo siempre uno de los principales puntales del periodismo deportivo nacional, hasta el punto de protagonizar una extensa etapa como presidenta de la Asociación Española de la Prensa Deportiva, ese organismo abandonado un poco por los dirigentes y por los propios periodistas y que camina hacia un destino que todo el mundillo de la profesión ignora.  

Mari Carmen Izquierdo  fue presentadora del mítico programa deportivo “Estudio Estadio”, que lleva unas cuantas décadas en antena, unas veces con más suerte que otras.  Además fue colaboradora de todo tipo de periódicos y revistas (“As” y “Marca”, incluidos)  y alcanzó también un puesto entre los directivos del Comité Olímpico Español. Su influencia llegó a ser notable en la vida deportiva de nuestro país. 

 Hace años había confesado que su amor por el fútbol le venía de su padre, de ahí que se hubiera presentado como becaria en “As”, mientras estudiaba la carrera. 

De espíritu guerrero y rebelde volvió a conmocionar el periodismo patrio cuando protagonizó también informaciones de ciclismo, dentro del pelotón, habiendo protagonizado algunos episodios curiosos que algunos todavía recuerdan en la actualidad. Siempre dijo que había sido tratada bien por todos, pero una pequeña dosis de “mala uva” también hizo el resto para que fuera tenida en consideración. A destacar también de su pensamiento unas reflexiones hechas recientemente: “He vivido un mundo machista y es injusto. Por eso no pretendo sustituirlo por un mundo feminista, porque sería igualmente injusto. La mujer que vale, llega”.

A Mari Carmen Izquierdo la conocimos personalmente hace ya unos cuantos años, con motivo de la celebración de una de las galas que la prensa deportiva celebraba a lo largo y ancho de la geografía española, pero no fue suficiente el trato como para hablar ahora de su persona. Desde luego, su popularidad alcanzó cotas muy altas en determinadas fases de su trayectoria profesional. 

Coincidió en su labor con auténticos mitos del periodismo deportivo español, entre los que podemos recordar a auténticas figuras como Miguel Ors (presentador tantos años de los espacios deportivos del “Telediario” de TVE, que finalizaba sus intervenciones con una inclinación respetuosa de su cabeza hacia la audiencia), el gran Juan José Castillo, Joaquín Díaz Palacios, José Félix Pons, Juan Antonio Fernández Abajo o el también admirado José María García. Cada uno en su género y a su manera –algunos de ellos todavía felizmente vivos-fueron auténticos adalides del verdadero periodismo deportivo en España. Que ahora continúan otros, con otro nivel.

Descanse en paz.

Mari Carmen Izquierdo
Comentarios