viernes 05.06.2020

Martínez Munuera: “Me ofrecí a regresar a la Policía”

El árbitro español de Primera División y agente local en excedencia quiso ayudar de esta manera en su pueblo
Martínez Munuera, en un partido reciente que dirigió al Barcelona en el Nou Camp | efe
Martínez Munuera, en un partido reciente que dirigió al Barcelona en el Nou Camp | efe

El árbitro español de Primera División y Policía Local en excedencia, Juan Martínez Munuera, afirmó a Efe que se ofreció a regresar a su puesto de trabajo en Finestrat para ayudar en el control de la pandemia provocada por el coronavirus, aunque sus superiores descartaron su reincorporación por motivos familiares.

El colegiado alicantino está confinado en su residencia de Finestrat, localidad situada a escasos kilómetros de Benidorm, donde además tiene plaza en la Policía Local desde hace más de tres lustros.

“Policía y árbitro no son mis trabajos, son mis dos pasiones. Cuando se declaró la pandemia me ofrecí a mis superiores para reincorporarme, pero no hizo falta. Nuestra plantilla no se ha visto mermada por la enfermedad, pero sabe que me tiene en cualquier momento a su disposición”, explicó.

Situación familiar

El árbitro alicantino indicó que sus superiores también tuvieron en cuenta para no aceptar su incorporación su actual situación familiar, ya que su esposa está a solo dos meses de dar a luz.

“Soy Policía desde que tenía 19 años y me hice precisamente para ayudar en situaciones como la que vivimos ahora”, añadió. Martínez Munuera aseguró estar viviendo el confinamiento “como se puede dentro de la complejidad”, si bien admitió que sus circunstancias son distintas a las de otros compañeros de profesión al vivir en una casa de campo con mucho terreno.

“Tengo espacio para hacer ejercicio y con el paso de los años me fui comprando material deportivo y máquinas de gimnasio. Además, aquí tengo una recta de 50 metros de césped sintético y cuestas maravillosas por las que correr”, explicó el colegiado.

Munuera aseguró que la prioridad absoluta debe ser “la salud de todo el mundo”. “Desgraciadamente ha tenido que pasar esto para que nos demos cuenta de que ni la economía ni el deporte son lo más importante del mundo. A mí me gustaría volver cuando se pueda hacer vida normal”.

Comentarios