Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Infortunio de Jorge Valín, acierto de Antoñito

|

El lateral derecho fue la demarcación que más quebraderos de cabeza generó en el Deportivo durante la recién finalizada temporada. Las lesiones se cebaron con la mayoría de los futbolistas que ocuparon el costado derecho, el primero de ellos, Jorge Valín, uno de los dos jugadores que portaron el dorsal número 2 durante el curso 2021-22.

El zaguero coruñés no pudo realizar la pretemporada con sus compañeros debido a que al finalizar el curso anterior pasó por el quirófano para operarse de una lesión de cadera. Una recuperación que se prolongó más de lo esperado y que frenó la progresión de Valín hasta relegarle a un papel totalmente testimonial.



1 El coruñés, obligado a buscar una salida


El lateral derecho coruñés tan solo entró en tres convocatorias durante la campaña 2021-22, pero no llegó a disputar ni un solo minuto.

Fue convocado por Borja Jiménez por primera vez para el partido con el Zamora en Riazor (1-0), el 30 de octubre, correspondiente a la décima jornada del campeonato liguero. Pero se quedó en el banquillo.

Los problemas físicos continuaron y Valín no volvería a entrar en una lista hasta diciembre. Primero el día 1, para el duelo copero con el UCAM Murcia que ganó el Depor con remontada incluida (3-4). Once días después, iría convocado para el choque liguero con el Real Valladolid Promesas, que se saldó con goleada blanquiazul (3-0).


Éxito
El sevillano jugó seis partidos, marcó un gol y dio muy buen rendimiento 



Sin oportunidades para jugar, superado en el equipo por Trilli y Víctor García, el futbolista herculino fue el primero del Depor en salir en el mercado de invierno. Se marchó cedido al Cornellà, del Grupo 2 de la Primera RFEF.

“Siempre agradecido… Son ya algunas temporadas en el club de mi vida, nos veremos pronto familia… Todavía queda moito por vivir. Forza Depor”, se despidió de la afición blanquiazul en sus redes sociales.

En el cuadro catalán, el coruñés encontró las oportunidades que no tenía en su casa. De esta forma, el defensa de 22 años participó en trece de los dieciocho últimos encuentros de la temporada y fue titular en cinco de ellos. 566 minutos disputó en total.



2 El andaluz, solución a la plaga de lesiones


Las lesiones de Trilli y Víctor García dejaron la banda derecha coja. El valenciano disputó su último partido el 23 de enero, en la victoria en casa del DUX (2-3), mientras que el canterano no volvió a competir desde el 12 de marzo.

El club confiaba en recuperar a ambos, pero cuando quedó claro que ninguno volvería a vestir la camiseta esta temporada, se apostó por fichar a Antoñito, que llevaba sin equipo desde enero tras rescindir su contrato con el Cartagena. El refuerzo se cerró el 22 de abril y fue un acierto.

Dos días después de firmar con la entidad herculina, y a pesar de llevar sin jugar desde el 6 de diciembre de 2021, el sevillano fue titular y aguantó 73 minutos contra el Talavera (1-1). Un partido en el que dejó muy buenas sensaciones.

Una semana después, marcó el primero de los tres goles contra UD Logroñés (3-0).

Completó los 90 minutos frente al Tudelano en Riazor (4-3) y el Valladolid B en Pucela (0-4) y también los dos duelos del playoff contra el Linares (4-0) y el Albacete (1-2).

Infortunio de Jorge Valín, acierto de Antoñito