Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

La dolencia de Quiles se queda en un susto y está OK

El delantero se recuperó del golpe que se llevó en la cadera | quintana
|

La dolencia de Alberto Quiles se ha quedado en un susto. El delantero se entrenó con normalidad en la sesión de trabajo que el equipo afrontó a puerta cerrada en el Estadio Abanca-Riazor y estará a disposición de Borja Jiménez para el partido del domingo con el Talavera de la Reina. De hecho, el propio técnico confirmó en la entrevista con este diario que el jugador había podido completar la sesión y, en consecuencia, es optimista para que pueda jugar en El Prado.


Quiles se encuentra en un momento dulce. Lleva cuatro partidos consecutivos viendo portería y nunca antes había llegado a la cifra realizadora que ha alcanzado en el Deportivo, quince tantos en Liga y otros dos en Copa. Con esa quincena de goles, el andaluz es el máximo goleador del Grupo I de Primera RFEF y está igualado con Jutglà, del Barcelona B, que está encuadrado en el grupo B.


Dos jugadores continúan con trabajo personalizado, los laterales Víctor García y Álvaro Trilli, que están descartados para el partido de la trigésima cuarta jornada de la categoría de bronce.


En esa cita de Talavera no podrá jugar por acumulación de amarillas el lateral Diego Aguirre, que reapareció como titular el pasado fin de semana ante el DUX Internacional de Madrid tras recuperarse de una lesión.


El míster tendrá que retocar el once obligatoriamente por la baja de Aguirre, por lo que tendría que reconvertir a esa posición a Diego Villares una vez más esta temporada o contar con Antoñito en el caso de que el club inscriba al lateral derecho que llegó a prueba esta semana.


Hoy, en el césped de Riazor, tras un breve calentamiento y un juego de posición, Borja Jiménez dispuso una serie de partidos a campo completo y a tres cuartas partes de campo, con continuas instrucciones y cambios de posiciones de sus futbolistas. Mañana, el Deportivo afrontará en Abegondo la sesión más suave.

La dolencia de Quiles se queda en un susto y está OK