Sábado 16.12.2017

SEGUNDA B - CERCEDA

¿Peligra el convenio de filialidad con el Lugo?

La dimisión de Miguel Otero, el miembro del Consejo de Administración del Lugo que más pendiente estaba del Cerceda, hace saltar las alarmas en O Roxo por diferentes motivos

Miguel es deportivista por los cuatro costados pero mantenía una relación de trabajo con el CD Lugo que él mismo rompió con su dimisión | pedro puig
Miguel es deportivista por los cuatro costados pero mantenía una relación de trabajo con el CD Lugo que él mismo rompió con su dimisión | pedro puig
¿Peligra el convenio de filialidad con el Lugo?

¿Peligra el convenio de filialidad del Lugo con el Cerceda? Sí. Sí porque la dimisión esta semana de Miguel Otero da mucho que pensar. Miguel Otero era, hasta hace unos días, el consejero del Lugo e impulsor del convenio con el Cerceda. El Lugo quiere destinar el dinero que gasta con el Cerceda en un fichaje para su primer equipo. La buena clasificación en Segunda ha provocado una euforia ante la que el Cerceda podría salir perjudicado.

1 El amago de  desaparición
Hace menos de seis meses que el Cerceda se planteaba seriamente su desaparición por la falta de motivación tras varias temporadas en Tercera División intentando un ascenso que siempre se resistía. Lemos, el entrenador que acabó la temporada sustituyendo a Cuéllar, anunció que no seguiría y con él muchos jugadores.  El club se planteó primero un equipo con un presupuesto muy bajo y después se valoró la disolución.

 

2 El Boiro abre una puerta de esperanza
El reloj corrió rápido, demasiado rápido para que el Boiro presentase una solución al problema de las deudas pendientes con su plantilla de la pasada temporada. El desenlace fue triste: por una deuda de 93.700 euros, el equipo gallego descendió a Tercera. Lo confirmó la Federación minutos después de las 12.00 horas de 30 de junio, cuando se cumplía el plazo para saldar la deuda con la AFE. La plaza del Boiro en Segunda B correspondía, en primer lugar, al Cerceda, equipo, del grupo gallego al que caía el Boiro, mejor clasificado  (tercero) tras los ascensos deportivos de Fabril y Rápido de Bouzas.

 

3 El convenio con el Lugo y el ascenso
Para poder ocupar la plaza del Boiro y ascender por primera vez en su historia a Segunda División B, el Cerceda debía ingresar la cuota de 133.000 euros, cantidad que correspondía por las deudas de los equipos descendidos administrativamente. El Lugo aportó gran parte de esa cantidad de dinero después de llegar a un acuerdo de convenio con el Cerceda. “Vamos a mirar máis para arriba, e poder acadar en varios anos o ascenso”, dijo por aquel entonces el presidente José Antonio Silveira. También quedó claro por aquel entonces que el convenio no tendría caducidad.

 

4 Miguel Otero, Mandiá, Tito Ramallo
Dos pesos pesados del Consejo de Administración del Lugo, Miguel Otero y Manolo Mandiá, no fallaron a ningún entrenamiento ni partido durante la pretemporada del Cerceda. Su relación fue muy estrecha en todo momento con el nuevo entrenador: Tito Ramallo. De la mano remodelaron prácticamente toda la plantilla. De la temporada pasada solo sobreviven Carlos y Agulló. Javi Otero se fue en los primeros días de entrenamientos y Cañi unos días antes de empezar la liga.

 

5 El ‘boom’ del Cerceda arranca con éxito
El Cerceda se confecciona de forma precipitada por cómo se dieron los acontecimientos durante el verano, prácticamente sin margen de maniobra para poder fichar futbolistas del perfil ideal para un filial pero, lejos de sufrir en las primeras jornadas, el equipo de

Tito Ramallo se convierte en la gran sensación del grupo 1 de Segunda División B y, después de cinco jornadas y una derrota en la primera ante el Navalcarnero, escaló hasta una histórica primera posición de la clasificación.

 

6 El Lugo arrasa en Segunda División
Si el Cerceda empezó bien, ¿qué decir del Lugo? Le costó en las primeras jornadas pero, desde la jornada 4, trazó una línea ascendente que parecía no tener fin. El conjunto de Francisco alcanzó la primera posición y actualmente es segundo, algo que ha motivado mucho a la directiva del club rojiblanco y que ha podido hacer creer que el ascenso a Primera podría ser una realidad en caso de mantener la dinámica y de, tal vez, apuntalar algunos puestos importantes en la plantilla.

 

7 El Cerceda cae a puestos de descenso
El inicio fue inmejorable pero, desde que escaló hasta la primera plaza, el Cerceda no volvió a ganar ningún partido. El equipo de Tito Ramallo acumula, actualmente, doce jornadas consecutivas sin ganar, algo que no ha pasado desapercibido a nivel clasificatoria. El Cerceda es penúltimo.

 

8 Dimisión de Miguel Otero
Miguel Otero, consejero del Lugo y principal valedor del convenio con el Cerceda, dimitió esta semana. La versión oficial: “por motivos personales”.   Pero en el fondo subyace la intención del Lugo de desprenderse del Cerceda cuando él fue el gran impulsor de ese proyector. Horas después de su dimisión, mantuvo reuniones con miembros del Cerceda para garantizar la viabilidad del club esta temporada.

 

9 El Lugo, centrado en el primer equipo
¿Por qué al Lugo ya no le interesa el Cerceda como filial? Porque cuesta dinero y porque ese dinero que destina al Cerceda le iría muy bien para un fichaje en el mercado de invierno. El Lugo quiere jugar el playoff y ya le da igual el Cerceda.

¿Peligra el convenio de filialidad con el Lugo?