Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Grandes éxitos de la defensa

El exACB Royce O'Neale hizo un más que notable trabajo en defensa contra Kawhi Leonard
|

"El ataque gana partidos y la defensa gana campeonatos". Es el axioma más famoso de la NBA. Pero la defensa también puede ganar partidos. Así sucedió en Salt Lake y en Philadelphia.


El Nº1 de la fase regular, los Jazz, ganó por 112-109 el duelo de apertura ante los Clippers gracias un notable trabajo atrás contra Kawhi Leonard (23 puntos y 7 rebotes) y Paul George (20, con 4 de 17 en tiros de campo, y 10), que culminó impidiéndoles lanzar en la última posesión del encuentro. Se la tuvo que jugar Marcos Morris, y su intento de forzar la prórroga lo taponó Rudy Gobert (10 y 12). A pesar de picar en la primera finta, el francés se rehizo magníficamente para colocar su segunda 'chapa' del encuentro.


Pero para ganar también hay que meter puntos. Y de eso se encargó Donovan Mitchell, autor de 45 (y 5 pases de canasta) y resucitador de su equipo tras una primera mitad dominada (47-60) por un equipo angelino que venía en ritmo tras los siete partidos ante los Mavs y que tuvo en Luke Kennard (18 tantos, con 4 de 6 desde el arco) a su elemento más efectivo.


A la vuelta de vestuarios Mitchell hizo suyo el duelo: 17 puntos y la asistencia a Royce O'Neale que completó el parcial 25-11 que dio la vuelta al marcador (72-71). Con iguales a 79 arrancó el acto final, donde entre Mitchell, Gobert y Bojan Bogdanovic (18 puntos) despegaron a los Jazz (103-93) a falta de poco más de cinco minutos. Un parcial de 2-8 colcocó a los Clippers a tiro con 38 segundo en el reloj. Mitchell erró un tiro escorado antes de que Gobert taponase otro todavía más esquinado con la bocina cantando el triunfo local.


La defensa de Ben Simmons a Trae Young (21 puntos, con 6 de 17 en tiros de campo, y 11 asistencias) fue una de las claves del éxito (118-102) de los Sixers en el segundo de la serie contra los Hawks (1-1).


Los puntos los puso Joel Embiid (40 y 13 capturas). Mandaban los visitantes por la mínima (79-80) a menos de tres minutos para el final del tercer cuarto cuando al camerunés se le unió un suplente, Shake Milton, para voltear la tortilla (91-84). Dwight Howard se coló en la fiesta en el inicio del acto final, que arrancó con un parcial de 11-0, cerrado con un triple de Milton.


El escolta de tercer año, que enroscó 4 de los 5 triples que intentó, encabezó la aportación de un banquillo que anotó 26 puntos tras el descanso... después de quedarse a cero en los primeros 24 minutos (57-55).


Seth Curry (21 tantos, con 5 de 6 desde larga distancia) y Tobias Harris (22, 6 rebotes y 4 asistencias) fueron los escuderos de Embiid, mientras que en el bando visitante, que lo será local en las dos próximas entregas de la serie, los mejores fueron dos reservas, Danilo Gallinari (21, con 5 de 9 en triples, y 9 capturas) y Kevin Huerter (20, con 3 de 5). 

Grandes éxitos de la defensa