Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Lamelas: “No hicimos nuestro cometido”

Martín Lamelas, atacante del Bergantiños, intenta zafarse de Cotilla, del Arosa, en el duelo del domingo en A Lomba | gonzalo salgado
|

El Bergantiños desaprovechó una oportunidad de oro para dar un golpe encima de la mesa en la lucha por el ascenso. Cayó el pasado domingo en la visita al Arosa (3-1) en un partido en el que el atacante Martín Lamelas dejó una de las pocas notas positivas para el conjunto de Carballo con un golazo espectacular con la zurda desde fuera del área.


El delantero, que puede actuar en varias posiciones del ataque, anotó el 3-1 que a la postre sería definitivo en una acción personal que finalizó con un trallazo al segundo palo. Una jugada que recuerda así: “Decidí esperar a que nos igualaran el dos para dos en banda a Vela y a mí y al ver a ellos muy metidos atrás sin nadie en la frontal pude meterme hacia dentro, levantar la cabeza y chutar a gol hacia donde quería”, resume Lamelas.


En lo que respecta al choque, el ex del Ourense CF reconoce que los primeros minutos fueron determinantes en un encuentro en el que no cuestiona el marcador final.


“En el fútbol mandan los goles y los equipos que mejor dominen las áreas. Por lo tanto, considero que ellos fueron más efectivos y las dominaron mejor. El 1-0 tan pronto nos hizo mucho daño. Que te metan un gol por un error tempranero en un partido de playoff te condiciona mucho sobre todo psicológicamente porque te estás jugando mucho”, afirma el delantero.


Además, Lamelas destaca que ese tanto inicial tiró por tierra el planteamiento del Bergan en los primeros compases del choque. “Nos recalcaron que una de las premisas era ser serios durante los primeros minutos de partido y los jugadores no hicimos nuestro cometido”, reconoce el atacante.


Sin excusas

En un ejercicio de autocrítica, Lamelas no quiere culpar de la derrota al estado del terreno de juego de A Lomba ni tampoco a la actuación del árbitro, que anuló un tanto a Jorge Cano en el minuto 70 que habría sido el 3-2 y expulsó a Marcos por doble tarjeta amarilla.


“Desde el calentamiento ya vimos que el balón no iba pero al final es para los dos igual. No hay que llorarle al campo. Solo decir que es lógico que si al plantear un juego combinativo precisamos que el campo esté en buenas condiciones. Al no ser así, es más difícil todo”, apunta el goleador, que tampoco se excusa en la actuación del colegiado: “El árbitro no estuvo bien y nos perjudicó en bastantes decisiones pero al final el árbitro no marcó el resultado y nosotros, los jugadores del Bergantiños, no estuvimos bien en nuestro trabajo”.


Por otro lado, Lamelas tam bién se mostró autocrítico con el rendimiento individual en su primera campaña con el Bergantiños aunque se considera satisfecho teniendo en cuenta las circunstancias externas.


“A pesar de esta temporada tan atípica de muchos altibajos emocionales de parones por COVID, pienso que debo de sacar una lectura positiva de mi rendimiento y estar contento, pero el que me conoce sabe que puedo dar más”, apunta.


Recta final de la liga

La derrota en Vilagarcía deja al Bergantiños con una ventaja de seis puntos con el tercer clasificado en la lucha por el ascenso y Lamelas entiende que es una renta considerable como para mantener la calma.


“No hay ninguna presión. Sabíamos que iba a ser complicado desde el primer día que nos pusimos y asumimos el rol de favoritos. Este colchón nos lo hemos ganado durante todo el año para ahora poder permitirnos algún bache como el de ayer (por el domingo)”, admite.


Por último, Lamelas compara las diferencias entre este curso y el pasado, en el que se quedó a un gol del ascenso con el Ourense CF: “Si te soy sincero, el año pasado por mi cabeza pasaba esa posibilidad, la de no ascender. Fue un palo muy grande y lloré mucho. Este año por mi cabeza no pasa ese pensamiento. Solo te puedo decir que pienso en preparar este partido y entrenar a tope para lograr los tres puntos”.

Lamelas: “No hicimos nuestro cometido”