María Bilbao: “Un Mundial es algo único, no podía dejarlo pasar”
lll
17º-23º

María Bilbao: “Un Mundial es algo único, no podía dejarlo pasar”

La coruñesa (primera por la izquierda) competirá con el cuarteto del CP Loreto | Cedida

Usuario

La vida deportiva de María Bilbao Palomo (21 de septiembre de 1999, A Coruña) cambió de un día para otro en una tarde de verano. Su amiga Ester González, integrante del cuarteto del Club Patín Loreto sevillano, le abrió las puertas del grupo para participar en los World Skate Games de Argentina.

 

Campeona gallega de Solo Danza y sexta clasificada en el Campeonato de España, compagina el patinaje artístico con sus estudios en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte y su trabajo de monitora en el colegio Dominicos y en el CP As Pontes. María se enfrenta ahora a su reto más grande de siempre sobre las ruedas: el domingo (22.35 en horario peninsular) saltará a la pista del Pabellón América de Buenos Aires para disputar su primer Mundial. 

 

¿Cómo surge la posibilidad de ir a los World Skate Games?
Todo surgió gracias a los estudios. Me vine en septiembre a Sevilla para estudiar con una beca Sicue hasta el mes de enero. Una de mis mejores amigas (Ester González) es integrante del cuarteto que va al Mundial y, en verano, una de sus compañeras dijo que no iba a competir más a partir del Europeo. Se plantó. Les faltaba una persona para completar el grupo, Ester me propuso a su entrenador (Javi Cabezas) y, como ya me conocían, sabían que podía encajar. Es algo único y no podía decir que no.

 

¿Te lo esperabas?
Para nada. Mi mejor amiga subió en verano a pasar unos días en Galicia porque solo nos vemos en los Campeonatos de España y siempre andamos de arriba para abajo. Me lo preguntó de repente: “¿Te interesaría competir en el Mundial?”. Fue todo muy rápido. Hablé con mis padres porque es un gasto muy grande. Competimos con la selección, pero la Federación no nos costea el viaje y nos tenemos que pagar todo. Mi padre (Sabín Bilbao, exfutbolista del Depor entre los años 1989 y 1993, titular en el histórico ascenso a Primera del 91) fue el primero que me animó a tirar para delante.

 

Tu padre sabe de sobra lo que es competir en la élite, te puede dar algún consejo.
Sobre todo me dice que disfrute de la ocasión porque él sabe lo que es estar ahí arriba y bajar de golpe. Me dice que trabaje mucho y muy duro, pero que lo más importante es disfrutar.

 

Maria bilbao patinaje artistico
La coruñesa, en Solo Danza | Cedida

Volvemos al verano, has tenido solo dos meses para preparar el programa que presentáis el domingo en Buenos Aires.
Bajé a Sevilla el 6 de septiembre para empezar a entrenar con ellas. Están muy compenetradas y el miedo que tengo es no llegar a su nivel o destacar por algún fallo. Es un miedo que puede tener cualquiera, pero yo un poco más porque soy la nueva.

 

Campeona gallega de Solo Danza y sexta en el Campeonato de España, ¿habías competido alguna vez en cuartetos?
Competí en grupos desde 3º de Primaria hasta hace dos o tres años, cuando cambié de club (las últimas temporadas se enroló en el CD Fervello) para centrarme en el programa individual.

 

¿Hay muchas diferencias entre patinar sola o acompañada?
En grupos sales a la pista arropada por tus compañeras y, si sabes, puedes esconder un pequeño fallo para que no lo vean los jueces. No es lo mismo que cuando sales sola, que todo se centra en ti.

 

¿Cuál es la temática del disco y las principales figuras? 
El disco se llama ‘Freeze me’ y son tres minutos en los que vamos pasando etapas hasta que llegamos a congelarnos. Tenemos que crear un rombo y un cuadrado, hacer elevaciones y espirales.

 

El cuarteto del Club Patín Loreto ya fue quinto en el último Mundial. ¿Cuál es vuestro objetivo en Buenos Aires?
Nuestro objetivo es la tercera posición del podio. El primer y el segundo puesto están muy complicados: hay un cuarteto catalán y uno italiano que son muy buenos y se jugarán las dos primeras plazas. Estamos ahí, ahí con otras italianas y unas argentinas.

Nuestro objetivo es la tercera posición del podio

¿Ya sabéis el orden de salida?
Salimos de últimas y se supone que es una ventaja, pero yo prefiero no ver a las demás ni saber sus puntuaciones para evitar la presión.

 

La exigencia del patinaje artístico no permite fallos.
No puedes fallar en nada, hay que dar lo máximo esos tres minutos y sacar lo mejor de ti tanto en la expresión como en el patinaje.

 

Son tus primeros pasos en competiciones internacionales, ¿cómo ves el futuro?
Hasta este año no había competido mucho fuera de España, pero cuando estuve en la Copa de Europa (fue 14ª en Bergen Op Zoom, en los Países Bajos) me vi a un nivel bastante alto. ¡Y esto es un Mundial! No podía dejarlo pasar. Me encantaría seguir y ya me lo propusieron para la próxima temporada. El año que viene quiero venir a estudiar un máster a Sevilla (planea las especialidades en Educación y Rendimiento), pero mi trabajo está en A Coruña. Tengo que pensarlo.

María Bilbao: “Un Mundial es algo único, no podía dejarlo pasar”

Te puede interesar