Viernes 20.04.2018

Los ‘tres tenores’ del regional se citan en el Rally de Noia

Tras sus buenas actuaciones en Coruña y Lalín, Iago Caamaño parece más capaz que nunca de incomodar a Víctor Senra en Noia, un rally que suele ser extremadamente competitivo | carballeira
Tras sus buenas actuaciones en Coruña y Lalín, Iago Caamaño parece más capaz que nunca de incomodar a Víctor Senra en Noia, un rally que suele ser extremadamente competitivo | carballeira
Los ‘tres tenores’ del regional se citan en el Rally de Noia

Con una lista de inscritos que supera los ciento cincuenta participantes, el próximo fin de semana arrancará la trigésimo cuarta edición del Rally de Noia, organizado como siempre por la Escudería Berberecho, incombustible organización que ha sabido afrontar un notorio relevo generacional en sus filas, y mantener vivo a este evento. 

La prueba recibe algunos cambios respecto a su itinerario de años anteriores, visitando algunas zonas no habituales e incluso compitiendo en tramos con configuraciones relativamente inéditas, pero en todo caso manteniendo el sabor de siempre. En unas declaraciones previas al rally, y tras los preceptivos reconocimientos, Alberto Meira opinaba sobre los tramos que “no hay muchos cambios en la parte matinal del rally: Vamos a correr por un tramo en la zona del Tambre, similar al de anteriores ediciones de esta carrera, y después repetiremos el tramo de A Picota, que será idéntico al del año pasado. Por la tarde es cuando la organización ha variado más el recorrido, porque hay una cronometrada absolutamente inédita en Serra de Outes, además de que regresamos a Montemuiño, un tramo que llevaba algunos años sin hacerse”.


En realidad Meira se refiere a la jornada del sábado y a sus tramos más convencionales, pero la prueba comenzará el viernes 13 de abril, con un tramo urbano en el Centro de Noia, que servirá de prólogo y donde es de esperar que las diferencias sean mínimas. Como suele decirse, el viernes por la noche no sabremos quién gana el rally, pero sí puede que sepamos quién ya no lo podrá ganar…

Tanto Víctor Senra (vigente Campeón Gallego) como Iago Caamaño (que viene de brillar en sus últimas apariciones) son a priori los máximos candidatos a llevarse la victoria a bordo de sus respectivos Ford Fiesta R5, más modernos y teóricamente más competitivos que el Mitsubishi de Alberto Meira, en especial en ralllies donde haya un asfalto con menos agarre (como son los de esta época del año, y más concretamente el de Noia). En teoría deberían ser ellos tres los que se disputen el podio. No obstante éste es un rally propenso a las sorpresas y hay que prestar atención a pilotos como el local Antonio Rodríguez (que participa en un Mitsubishi Lancer), o incluso a un Celestino Iglesias cada vez más adaptado a su nuevo Fiesta N5. No hay que olvidar que además se cuenta con la participación del legendario Manuel Senra, y de otro veterano con ganas de dar guerra como es Luis Penido. La prueba es puntuable para los tres principales trofeos promocionales del Gallego de Rallies, como son la Copa Top Ten Pirelli Castrol (31 participantes, divididos en dos subdivisiones en función de su cilindrada), el Volante FGA (donde los pilotos junior se juegan el acceso a la Beca de la Promoción Xoven Piloto) y el Trofeo Pirelli AMF Motorsport (con nada menos que 32 competidores).
 

Los ‘tres tenores’ del regional se citan en el Rally de Noia