Cinco pilotos en 40 puntos, con Quartararo a la baja y Bagnaia al alza
lll
17º-23º

Cinco pilotos en 40 puntos, con Quartararo a la baja y Bagnaia al alza


Usuario

Sólo cuarenta puntos separan a los cinco primeros clasificados del campeonato del mundo de MotoGP cuando este fin de semana comience la disputa del Gran Premio de Australia en el circuito de Phillip Island, adonde llega el francés Fabio Quartararo (Yamaha YZR M 1) cotizando a la baja y el italiano Francesco "Pecco" Bagnaia (Ducati Desmosedici GP22) al alza.


Pero ellos no son los únicos, aunque apenas los separan dos puntos después del caótico Gran Premio de Tailandia en el circuito de Buriram, pues el español Aleix Espargaró (Aprilia RS-GP) se encuentra a escasamente 20 puntos de la pareja de cabeza, el italiano Enea Bastianini (Ducati Desmosedici GP21) a 39 puntos y uno sólo por detrás, el australiano Jack Miller (Ducati Desmosedici GP22).


Precisamente Jack Miller es el nombre propio por el que todos apuestan en este final de temporada y más cuando se llega a la "carrera de casa", aunque sea su compañero de equipo "Pecco" Bagnaia el que se encuentra mejor colocado.


Pero para todos ellos existe un argumento de peso, el de la poderosa "Armada Ducati", que con hasta ocho motos en la formación de salida son capaces de dar la sorpresa en cualquier momento y en cualquier circuito.


La pelea debiera estar centrada en Quartararo y Bagnaia, pero Miller llega al trazado del Índico crecido por su actuación en los últimos grandes premios y también por estar recién casado con su novia Ruby, además de contar con el respaldo de la siempre numerosa afición local.


Después de dos años con el país cerrado "a cal y canto" por la pandemia mundial del coronavirus, las previsiones apuntan a que el público se volcará por completo con su mejor piloto de MotoGP, máxime al saber que él ha sido quien más puntos ha sumado en los tres últimos grandes premios disputados hasta el momento, desde Aragón a Tailandia, pasando por Japón.


Aunque Miller no será el único contendiente, pues en esta pelea y en un circuito rápido y técnico como es el de Phillip Island, el resto de las Ducati pueden tener mucho que decir, incluso el español Marc Márquez (Repsol Honda RC 213 V), que llega a un trazado que le gusta mucho, en el que sabe lo que es ganar y, además, con el aliciente añadido de que en teoría tendrá a su disposición una serie de piezas nuevas para evolucionar la moto pensando ya en 2023.


No sería justo dejar de lado a quien realmente es el líder del campeonato y vigente campeón, el francés Fabio Quartararo, aunque ya sólo cuente con dos puntos de ventaja sobre Bagnaia y llegue a un circuito que no es de los más favorables a las condiciones de la Yamaha YZR M 1, aunque si es capaz de sacar lo mejor de la moto de la marca de los diapasones tendría que ser uno de los pilotos a tener en cuenta.


Además de Quartararo y Bagnaia, el español Aleix Espargaró (Aprilia RS-GP) debe ser el tercero en discordia en la pelea por el liderato del campeonato, "achuchados" por todos los pilotos de Ducati, en disposición de lograr un buen resultado en cualquier momento y circunstancia, además de por un cada vez más fuerte Marc Márquez.


Tampoco se puede olvidar al español Maverick Viñales (Aprilia RS-GP), quien en 2018 logró la victoria en este escenario poniendo fin a una larga sequía de Yamaha, y luego fue el único piloto capaz de mantenerse cerca de Marc Márquez en la pelea por el título mundial de 2019, aunque ahora llegue con el prototipo de Noale, al que poco a poco demuestra cada vez más una mayor adaptación.


En cualquier caso la experiencia se va a convertir en una baza fundamental en Phillip Island, en donde no se corre desde 2019 y son unos cuantos los pilotos que no han rodado nunca en ese bellísimo trazado a orillas del Mar de Tasmania, como el surafricano Brad Binder (KTM RC 16), el español Alex Márquez (Honda RC 213 V), el portugués Miguel Oliveira (KTM RC 16), que no rodó entonces por estar lesionado, o el mismísimo Fabio Quartararo, que se cayó en la primera vuelta.


Un estímulo especial puede tener, a pesar de no haber desarrolado una temporada nada brillante, el también australiano Remy Gardner (KTM RC 16), como también el español Joan Mir (Suzuki GSX RR), quien viajará a Australia para probar el efecto de su recuperación tras la lesión de tobillo que sufrió en Austria y que le ha mantenido en el dique seco desde entonces, pero es que el trazado australiano es de muy buenos recuerdos para el de Palma de Mallorca, pues en este escenario logró su primer título mundial, el de Moto3 en 2017.


Su compañero de equipo, Alex Rins (Suzuki GSX RR) será otro de los pilotos a tener en cuenta, pues el catalán tiene el claro objetivo de intentar despedirse de la marca japonesa con alguna victoria antes de que concluya la temporada y recale en las filas de Honda en el equipo de Lucio Cecchinello.


El francés Johann Zarco o su compañero en la escudería Pramac, el español Jorge Martín, son otros de los contendientes muy a tener en cuenta, tanto en la pelea por la victoria como a la hora de restar puntos a los aspirantes al campeonato, al disponer de las potentes Ducati Desmosedici GP22 y haber demostrado sobrada cualificación como para pisar el peldaño más alto del podio.

Cinco pilotos en 40 puntos, con Quartararo a la baja y Bagnaia al alza

Te puede interesar