jueves 09.07.2020

Ganar, la única opción

El Barcelona necesita sumar un triunfo, después del empate en Sevilla que ha dado el liderato al Real Madrid, mientras que el Athletic ansía los tres puntos para mantener vivo el sueño europeo
Arturo Vidal podría cubrir la baja del holandés Frenkie de Jong en el centro del campo  | efe
Arturo Vidal podría cubrir la baja del holandés Frenkie de Jong en el centro del campo | efe

Después del empate en Sevilla, el Barcelona ya no tiene margen de maniobra ni depende de sí mismo para conquistar LaLiga, por lo que ante el Athletic Club, que quiere mantener sus ilusiones europeas, está obligado a sumar tres puntos para seguir en la lucha por el campeonato. 

Pese a las dudas en su juego, desde Barcelona se mira con mucho recelo los últimos arbitrajes de los partidos del Real Madrid, presididos por la polémica, el último de ellos en San Sebastián. 

Dice Setién que este tipo de errores son “inherentes” al mundo del fútbol, pero Gerard Piqué apunta en otra dirección: “Va a ser difícil ganar esta Liga. Al no depender de nosotros..., haremos todo lo posible pero se van a perder pocos puntos. Viendo las jornadas que han sucedido, va a ser difícil que el Real Madrid pierda puntos”. 

En todo caso, el Barça necesita mantener su racha de resultados en el Camp Nou. Mejor los números que el fútbol, como se demostró en el último partido ante el Leganés, saldado con un 2-0, pero con pobres sensaciones. 

Además, tiene Quique Setién dos bajas importantes. La de Frenkie de Jong, con una lesión en el sóleo, es preocupante porque el holandés es uno de los jugadores diferentes y que podía aportar frescura al equipo azulgrana. 

La otra es la de Sergi Roberto, que como de Jong, tampoco jugó en Sevilla a causa de una fisura costal que le impiden estar disponible de momento. 

Para el partido ante el Athletic, que no gana en el Camp Nou desde noviembre de 2001, Setién tiene dudas en cada una de las tres líneas de su equipo. 

En el eje defensivo, Piqué lo ha jugado todo y Umtiti vuelve a entrar en una convocatoria tras una suspensión, en la medular, sin de Jong, Rakitic, Arturo Vidal y Arthur se juegan dos de las tres posiciones; y delante el dilema de siempre sobre quién acompaña a Messi. 

Luis Suárez no parece estar al cien por cien después de tantos meses de baja; Braithwaite cumplió en Mallorca, pero pasó desapercibido en Sevilla; Griezmann no está en un buen momento y Ansu Fati, cuando ha jugado, ha estado a un gran nivel, pero no tiene continuidad.

Cambio radical
En el Camp Nou, el Athletic Club espera mantener la ilusión europea con la que ha vuelto a la competición tras el parón por la pandemia y que alimentó en la última jornada ganando al Betis en San Mamés un partido que podría haberle dejado varado en zona de nadie en la tabla clasificatoria. 

Con ese triunfo, el equipo bilbaíno encadenó cinco puntos en tres partidos sin perder desde el regreso de LaLiga y 11 en unas cinco últimas jornadas en las que solo le supera el Real Madrid. 

Pero lo más importante para los de Gaizka Garitano es que siguen con opciones en una pelea europea de la que se mantienen a cinco puntos, pero en la que se han acercado a rivales que parecían inalcanzables antes del parón, como la Real Sociedad o el Getafe. 

Aunque deberán refrendar esas opciones en un tramo final en el que probablemente no les sirva sumar cinco puntos cada tres partidos ante su todavía clara desventaja. 

Por ello, no pueden desaprovechar ninguna oportunidad de antemano, ni incluso una visita tan hostil como la de esta noche al Camp Nou.

Comentarios