domingo 08.12.2019

Eneko Bóveda y Michele Somma, una opción para el eje de la zaga

El cuerpo técnico probó en la defensa también con Mujaid y Salva Ruiz para las bandas
Bóveda y Somma podrían actuar juntos este sábado   | javier alborés
Bóveda y Somma podrían actuar juntos este sábado | javier alborés

El cuerpo técnico del Deportivo podría estar preparando una nueva vuelta de tuerca de cara al encuentro de este sábado en el Francisco de la Hera ante el Extremadura. Así lo parece, a tenor de las pruebas que realizaron ayer los técnicos sobre el verde de Abegondo.

Durante un ejercicio por equipos, en el que se repasaron fundamentos técnicos-tácticos, uno de ellos, diferenciado con petos, formó con una zaga con Mujaid, por la derecha, y Salva Ruiz por la izquierda, los dos que repetirían con respecto al choque ante el Elche. La novedad estaría en el eje de la zaga con Eneko Bóveda, que volvería tras cumplir su partido de sanción, y Michele Somma, que regresaría tras superar su esguince de rodilla.

El transalpino, que no juega desde el pasado 25 de agosto, fue uno de los descartes la pasada convocatoria. Su recuperación es una buena noticia, tras las bajas por la llamada de selecciones de Javi Montero, Lambro y Gaku.

Nuevos protagonistas
No fueron las únicas novedades en este equipo que participó en los ejercicios técnico-tácticos, que se completaron con una medular en la que probaron juntos Peru Nolaskoain y Vicente y alas para Borja Valle por la derecha y Luis Ruiz por la izquierda.

Aunque los cambios en la zaga son algo obligado, debido a las bajas, habrá que ver cómo prosigue la semana para comprobar si finalmente se insiste en esa pequeña revolución en ambas demarcaciones. 

Muchas instrucciones
Durante todo el ejercicio Luis César y el resto de su cuerpo técnico no dejaron de dar indicaciones a sus jugadores de cómo actuar ante los problemas que les planteará el modo de jugar del Extremadura, además de la forma en la que pueden aprovecharse de sus debilidades.

“Que no centren, te pasen por encima y remate el delantero solo”, pedía a los mediocentros, para que estuviesen atentos en las ayudas y a las coberturas. También pedía que en los ataques se aprovechasen de tener “dos opciones de laterales”, si finalmente el equipo opta por el doble lateral.

Una última parte del entrenamiento consistió en un ejercicio en el que cada robo de balón se contabilizaba como punto para el equipo que se hacía con el esférico.

“No puede ser tan fácil , somos ocho contra ocho y os salen con la gorra, defended de verdad”, indicaba en algún momento Luis César, pidiendo intensidad y presión a la salida de balón.

Asimismo, exigía orden a la hora de hacerse con el esférico: “Es un robo desde las posiciones, no un revoltijo de jugadores”.

Eneko Bóveda y Michele Somma, una opción para el eje de la zaga
Comentarios