domingo 12.07.2020

Turismo deportivo en auge

Este verano se apuesta muy fuerte por el senderismo, montañismo, los deportes náuticos o el golf
El senderismo y el montañismo son algunas de las actividades deportivas que está teniendo mucho auge en España | efe
El senderismo y el montañismo son algunas de las actividades deportivas que está teniendo mucho auge en España | efe

España, potencia turística internacional, debe al senderismo y montañismo, los deportes náuticos o el golf la llegada de una novena parte de sus turistas internacionales, una temporada gravemente afectada por la pandemia de coronavirus, que lleva a sus empresarios a fiar el verano al deportista nacional.

Dentro del pulmón que es el turismo para la economía española, a la que aporta un 12,3% del Producto Interior Bruto (PIB) según la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico), el deporte es uno de los reclamos que hizo llegar a España en 2018 a unos 9,7 millones de turistas internacionales y fue motivo principal de al menos 3,5 millones de desplazamientos interiores.

Todos esos visitantes han visto quebrados sus planes vacacionales con la pandemia de coronavirus, que ha obligado al cierre durante dos meses a prácticamente todos los empresarios del sector y forzado a un replanteamiento para una temporada “atípica”, en la que el turismo nacional será el principal asidero.

“Va a ser una temporada atípica, está claro que vamos a tener una afluencia más importante del turista nacional que del extranjero, aunque las últimas noticias de que haya apertura a partir de julio pueden ayudar a que se reciban más turistas, pero creo que vamos a ir poco a poco”, explica el presidente de la Asociación Nacional de Empresas de Turismo Activo, Óscar Santos. Aunque el Gobierno haya situado el 1 de julio como fecha de reapertura del turismo internacional, los empresarios creen que “no se moverá tanto como antes”.

Poco movimiento
“Ni los españoles ni los extranjeros se moverán tanto, algo se recuperará, aunque creo que muchos turistas internacionales irán a Portugal, que tuvo menos casos”, dice a EFE el presidente de la Asociación Española de Escuelas de Surf, David García.

Para los empresarios del golf, la apertura del 1 de julio va “tarde” respecto a otros países europeos como Francia y Alemania, aunque contar con una fecha ya marcada es “importantísimo”.

“Estábamos pensando en el turismo interior, extranjeros vendrán pocos, pero si funciona bien el verano seremos capaces de recuperar la temporada de otoño”, apunta la presidenta de la Asociación Española de Campos de Golf, Claudia Hernández.

El senderismo y montañismo son las actividades deportivas que más realizan los turistas en España, tanto internacionales (el 26,8% hizo este tipo de actividades en 2018, 2,6 millones de personas), como de los viajes de residentes en España (fue la actividad elegida en el 65,4% de los viajes por deporte realizados en 2018).

Un sector que ha vivido “un golpe fuerte” por el confinamiento provocado por la emergencia sanitaria, en plena primavera, “cuando empieza la campaña”, explica a EFE Óscar Santos, presidente de las empresas de turismo activo, que agrupan a iniciativas de todo tipo de turismo en la naturaleza.

Para algunas empresas, perder la primavera ha supuesto prácticamente renunciar a casi todo su negocio. “Hay empresas que trabajan mucho con el ámbito escolar, que de marzo a junio concentran casi el 100% de su actividad. En general, la afectación puede estar entre el 60 y el 70%”, explica Santos.

El turismo activo vive la desescalada pendiente de cuando se permita circular entre provincias -algo que no está previsto hasta que se superen las cuatro fases- y confía en que su actividad al aire libre, en la que ya contaban con grupos reducidos, sea el acicate para recibir a un turismo nacional que ya ha comenzado a mostrar su interés por reservar alojamientos rurales.

“El turista ahora está empezando a planificar el verano, reservando alojamientos rurales que permitan tener más aislamiento. En los últimos años se han reservado experiencias y luego alojamientos, este año puede ser al contrario, primero el hospedaje y luego la actividad”, pronostica Santos.

El surf se reivindica
Casi 2 millones de turistas internacionales realizaron deportes náuticos en España en 2018. Para las escuelas de surf, el impacto esperado de la pandemia puede estar en el 50% de su actividad, contando con que el 25% de sus alumnos son extranjeros, con los que no creen que puedan contar.

A cambio, esperan recibir a más surfistas españoles que decidan cambiar sus periplos en busca de olas foráneas por las costas nacionales.

“Los que iban a Indonesia, California o Hawai a surfear, no les va a quedar más remedio que hacerlo en España o Portugal si les dejan salir. Pero es un porcentaje menor que los extranjeros y su poder adquisitivo es menor”, advierte el presidente de la Asociación de Escuelas de Surf.

Comentarios