jueves 09.07.2020

El Pescados Rubén Burela conquista el cetro liguero

El conjunto de A Mariña regresa, cuatro años después del último título de la temporada 2015-16, a la cima del fútbol sala estatal  | RFEF
El conjunto de A Mariña regresa, cuatro años después del último título de la temporada 2015-16, a la cima del fútbol sala estatal | RFEF

El Pescados Rubén Burela culminó ayer su temporada con el título de la Liga femenina; el regreso a la cima del equipo gallego cuatro años después con una apurada, trabajada y sufrida victoria por tres a dos ante al Alcorcón, capaz de nivelar las dos primeras ventajas de su adversario, pero no la tercera y definitiva.

La gran final por el título liguero comenzó con un Alcorcón muy presionante y un Pescados Rubén Burela al que le costaba imponer su calidad y su ritmo en el partido. Las alfareras con la movilidad constante de sus jugadoras y su presión en tres cuartos de cancha conseguían llevar la manija del partido. Sin embargo, sería el conjunto de A Mariña quién se adelantaría en el luminoso a los catorce minutos de juego por medio de Peque a la salida de un centro chut en saque de banda, que golpeó en el cuerpo de Cristina Ballesteros desviando la trayectoria ante lo que nada pudo hacer Estela para evitar el primer tanto gallego. Estela Cantero igualó dos minutos después tras culminar en el segundo palo un pase de Nerea Moldes después de una gran jugada de estrategia a la salida de un saque de esquina.

Jenny Lores, a menos de dos minutos para el descanso, adelantaba a las naranjas desde el punto de penalti. Sin embargo, la orensana Vane Sotelo, con un potente disparo ajustado al palo desde más de diez metros, volvía a nivelar antes del intermedio.

Dominio gallego
En la segunda parte, el Burela se fue haciendo con la manija del partido poco a poco, aunque con muchas imprecisiones en la zona de finalización. Pero en una rápida contra tras robo de balón, Peque conseguía habilitar a Jane hacia el ala derecha, para ganar línea de fondo y ceder al corazón del área para que Jenny Santos firmase el tercero gallego tras superar a Estela García.

El Alcorcón acusó el golpe, pero se repuso tratando de crear peligro con disparos de media distancia. No obstante, en los compases finales, optó por el juego de cinco con Carmen Alonso como portera jugadora, pero sin acierto ni claridad para encontrar resquicios en la doble línea defensiva de un Burela, que sufrió, pero que acabó logrando su tercer entorchado liguero.

Comentarios