jueves 22.08.2019

El equipo español alcanza el bronce en la rutina ‘highlight’

Segundo podio para la delegación nacional en tierras coreanas, después de esta competición en la que Ucrania se hizo con el oro e Italia con la plata

La actuación estuvo basada en la canción ‘Thunderstruck’ de AC/DC  | efe
La actuación estuvo basada en la canción ‘Thunderstruck’ de AC/DC | efe

El equipo español se colgó la medalla de bronce en la rutina ‘highlight’ de natación artística, lo que supone la segunda presea para la delegación nacional en este Mundial de Gwangju.

La medalla de oro fue para el equipo ucraniano, que consiguió 94,5000 puntos, y la plata para Italia, que sumó 91,7333, seis décimas más que las españolas, que firmaron 91,1333.

Esta especialidad, de nueva creación, combina acrobacias con elementos espectaculares e incluso admite la utilización de bañadores con accesorios.

La primera medalla del combinado español la consiguió Ona Carbonell, que se colgó la de la plata en la disciplina de solo técnico.

Las españolas, vestidas con chaquetillas de cuero rojo ‘heavymetaleras’ defendieron una gran interpretación de ‘Thunderstruck’ de AC/DC, una actuación llena de energía y con un buen número de acrobacias.

Por España nadaron Leyre Abadía, Abril Conesa, Cecilia Jiménez, Meritxell Mas, Paula Ramírez, Berta Ferreras, María del Carmen Juárez, Elena Melian, Blanca Toledano y Ona Carbonell, que de esta manera sigue haciendo historia y consigue su vigésima segunda medalla en un Mundial. Y mañana podría colgarse la vigésimo tercera, después de obtener ayer la segunda mejor puntuación en la clasificatoria del solo libre.

La diferencia entre el equipo de Mayu Fujiki y el italiano fue de seis décimas, de unos pocos detalles. La puesta en escena fue muy similar, aunque seguramente las transalpinas fueron más espectaculares en la escenografía, ataviadas con bañadores rojos y unos casquetes de diablo.

Por delante estuvo el equipo ucraniano, que consiguió 94 puntos y medio tras una gran actuación. Ofrecieron hasta nueve acrobacias, demostraron la versatilidad de sus nadadoras y la sincronización de diez nadadoras sobre la piscina, con elementos muy vistosos como los caleidoscopios que se aprecian desde la cámara cenital.

Esta disciplina seguramente tendrá mucho recorrido en el futuro y se irán integrando a las grandes potencias, ya que en esta primera edición faltaron a la cita Rusia, China o Japón.

Sextos

El dúo ruso formado por Mayya Gurbanberdieva y Alexandr Maltsev se colgó el oro en la final del dúo mixto técnico, prueba en la que Pau Ribes y Emma García consiguieron el sexto puesto y mejoraron respecto al preliminar.

Los españoles llegaban a la final con 83,7 puntos y fueron capaces de conseguir siete décimas más y cerrar su participación con 84,4 puntos, a poco más de un punto de los chinos Shi Haoyu Shi y Zhang Yayi, que les precedieron en la clasificación.

El título fue para Gurbanberdieva y Maltsev que de esta manera suceden en el palmarés a los italianos Manila Flamini y Giorgio Minisini, que fueron oro en el pasado mundial. Los rusos consiguieron 92,0749 y los italianos 90,8511.

El bronce fue para los japoneses Atsushi Abe y Yumi Adachi (88,5113) que descabalgaron del podio a los estadounidenses, que fueron terceros en el pasado Mundial con Bill May como estrellas.

‘Paliza’ en waterpolo

La selección española masculina de waterpolo derrotó ayer sin problemas a la de Suráfrica por un contundente 23-3, en su estreno en el Mundial de Gwangju, en un partido sin historia en el que los españoles se mostraron muy superiores a su oponente.

Como estaba previsto, España no solo ganó sino que goleó a los sudafricanos, primeros rivales en un grupo que los de David Martín comparten con Nueva Zelanda y Hungría y que todo se decidirá en el enfrentamiento ante los húngaros de mañana.

Los máximos goleadores de los españoles fueron Blai Mallarach, con cinco tantos, mientras que Álvaro Granados, Roger Tahull y Felipe Perrone anotaron cuatro cada uno de ellos.

España estuvo muy efectiva en las jugadas en superioridad, ya que aprovechó ocho de las nueve que tuvo, y encarriló muy pronto la victoria.

En el primer cuarto ya sentenció con 1-6, un parcial que se abrió con dos tantos de Alberto Munárriz.

Comentarios