Menú
El Ideal Gallego Diario de Ferrol Diario de Arousa
YouTube Twitter Newsletter Instagram Facebook

Final de liga amargo en A Lomba

José Luis Lemos (d), entrenador del Bergantiños, consuela a Luis Nuño, que falló un penalti que pudo suponer la victoria del Arosa | mónica ferreirós
|

Ni Arosa ni Bergantiños consiguieron los objetivos que se habían marcado para la última jornada. Fue un final de liga amargo para ambos equipos, pero mucho más duro para el conjunto de Vilagarcía, que confirmó su descenso a Tercera RFEF solo un año después de conseguir el ascenso a Segunda RFEF. El equipo de Lemos, que hizo una temporada de sobresaliente, se quedó a las puertas del ‘playoff’.


Al conjunto carballés se le puedo ver más suelto con la pelota, incluso cómodo tanto en ataque como en defensa, en la primera mitad. Esa superioridad en el juego, que en ningún momento fue un asedio, se tradujo en ventaja en el marcador en el minuto 17. Yelco puso un córner perfecto desde el costado izquierdo y Chapu Brunet, en el borde del área pequeña, cabeceó a la media vuelta con un jugador del Arosa sobre el césped anotando su primer gol de la temporada.


El Bergantiños, que llegó a estar en zona de fase de ascenso durante unos minutos, pudo ampliar la ventaja en el minuto 30 y también con Yelco como protagonista. Boedo hizo un jugadón con arrancada incluida desde campo propio en el costado derecha, jugó hacia delante para Escobar y este también ganó por potencia a su par hasta llegar a línea de fondo y dar el pase de la muerte. Álex Cobo, que estaba en el primer palo, dejó el cuero muerto, franco para que Yelco golpease con la derecha pero su disparo prácticamente a bocajarro impactó en el trasero de Cotilla.


El Arosa reaccionó en el último cuarto de hora del primer acto. La ocasión más clara de los de Luisito fue de Porrúa después de un gran pase en profundidad de Diz entre Brunet y Blas. El extremo arlequinado se plantó ante Santi Canedo, que resolvió el mano a mano con un paradón. En la última jugada del primer tiempo, Santi desbarató una falta directa de Cotilla.


El cuadro local tenía que arriesgar y, tras el descanso, deshizo el 1-4-4-2 inicial con Luismi y Beda como piezas más avanzadas para jugar con tres centrales –Campillo, Pedro García y Piay– con Fontán y Cotilla en los carriles, con Diz y Mon en el doble pivote y Porrúa, Luismi y Julio como piezas más avanzadas. En los primeros minutos, el Bergan tenía control desde un posicionamiento defensivo en repliegue con las líneas juntas, pero el Arosa dio un nuevo paso al frente desde el cambio de Nuño por Campillo en el 65.


Luisito recuperó el 1-4-4-2, pero con Mon y Diz por dentro, Porrúa y Julio Rey por fuera y Luismi y Nuño en punta. Un minuto antes de ese movimiento, Santi evitó el 1-1 en una buena jugada de Porrúa por la derecha con remate al primer palo. En el 69, Nuño hizo una buena conducción de fuera a dentro terminando con tiro por encima del larguero desde la frontal y, solo dos minutos después, Luismi remató al palo con la espuela.


Empate

El tanto del empate llegó en el 73, en una segunda jugada tras un saque de esquina. El balón le volvió a Mon, que puso un centro perfecto a un segundo palo desprotegido por la defensa del Bergan. Pedro García conectó una volea e hizo rugir A Lomba.


Canedo obró el milagro con un paradón a Luismi a centro de Julio. El zurdazo se dirigía a la escuadra pero el cancerbero carballés evitó el 2-1 de forma brillante. El Arosa terminó con Julio y Mon por dentro, Róber y Fajardo en los costados y Luismi y Nuño como piezas más avanzadas. En el 87, penalti de Chapu a Nuño intentando anticipar. El propio Nuño se encargó de lanzarlo pero volvió a emerger la figura de Santi Canedo con otra parada sensacional.


En el tiempo añadido de la segunda mitad, el Bergantiños pudo matar a la contra. De hecho, Escobar marcó el 1-2, que sería invalidado por el trío arbitral. El choque terminó con tristeza en el Arosa y decepción en el Bergan.

Final de liga amargo en A Lomba