Jueves 21.06.2018

HOCKEY PATINES | LICEO

En caso de duda, una vez más el Liceo fue el perjudicado

LICEO 2 -2 BARCELONA

El Liceo se quedó a las puertas de un triunfo con el que hubiera recuperado el liderato. Pero un gol anulado al equipo coruñés a falta de solo 17 centésimas para el final permitió al Barcelona

 

En caso de duda, una vez más el Liceo fue el perjudicado

El Liceo se quedó a las puertas de un triunfo con el que hubiera recuperado el liderato. Pero un gol anulado al equipo coruñés a falta de solo 17 centésimas para el final permitió al Barcelona seguir con dos puntos de ventaja sobre el cuadro herculino. Quedaba ya poco tiempo y Sergi Miras lanzó una falta que se introdujo en la portería azulgrana. Los árbitros, Mayor y Melero, interpretaron que el gol no era válido porque, tras el disparo, ningún jugador había tocado la bola. Total, 2-2, reparto de puntos y más de lo mismo. Ya se sabe, en caso de duda o polémica (como el gol anulado al Liceo en la final de la Copa del Rey hace unas semanas o el que fue invalidado de penalti a Marc Coy en las semifinales del año pasado) el equipo coruñés es el perjudicado frente al Barça.

Fue un partido intenso, en el que los dos equipos se emplearon a fondo. La primera acción polémica llegó en el minuto 10. Dava Torres recibe tarjeta azul tras un lance con Matías Pascual. Primeras protestas en la cancha, que acabaron con una falta directa que falló Pablo Álvarez. Eso sí, el Barcelona aprovechó la superioridad para adelantarse en el marcador en el minuto 11, gracias a un duro disparo de Xavi Barroso.
Pero el Liceo no tardó en reaccionar. Con los jugadores de banquillo sobre la pista, Coy le hace una pantalla a Miras, que asiste para que Di Benedetto restablezca el empate.
El partido sigo siendo muy vivo, y del contacto no se salvó ni uno de los árbitros, Melero, que tuvo que ser atendido tras recibir un golpe.

El Barça marca otra vez
Comienza la segunda parte, también con mucha intensidad y con los dos equipos con ganas de marcar. Ahí salió la calidad individual de Marc Gual, que en una buena jugada dispara sobre Malián, que para, pero el rechace lo introduce Pablo Álvarez en la portería verdiblanca. Y nuevamente, Carlo di Benedetto salió al rescate. Solo un minuto después, conseguía el empate a dos.

Llegaba el momento de estar pendiente de las faltas directas. Por desgracia, el Liceo no gozó de ninguna (su rival solo fue sancionado con nueve infracciones). El Barça de dos, la que lanzó Pablo Álvarez tras la azul a Torres y la que tuvo Lucas Ordóñez en el minuto 34 para intentar volver a poner por delante a su equipo. No lo consiguió, y Malián (que sin duda fue uno de los destacados del equipo) detuvo en un alarde de reflejos.

Los últimos minutos tuvieron como protagonista a un activo Sergi Miras que intentó marcar una y otra vez. Tanta energía puso sobre la cancha que en el último segundo la pegó con el alma (no quedaba mucho tiempo para hacer otra cosa) sacando una falta y la bola entró en la portería de Sergi Fernández. Celebración, jolgorio, épica... Hasta que llegaron los árbitros para decir que aquí no ha pasado nada, pitaron booling y, un segundo después, el final del partido.

El Reus, más cerca
El Barcelona mantiene el liderato, con 57 puntos, por 55 del Liceo, al que además supera en el average particular (3-1 fue el resultado del Palau). El gran beneficiado del empate ha sido el Reus, que tras vencer cómodamente al Caldes, se mete de lleno en la lucha por el título con 54 puntos, teniendo que enfrentarse aún tanto a azulgranas como a los verdiblancos.
En la próxima jornada, el sábado el Barcelona recibe al Reus (18.00 horas) y el Liceo visita al Girona (20.00). l

En caso de duda, una vez más el Liceo fue el perjudicado
Comentarios