viernes 23/10/20

Las mismas viejas dudas

El Depor Abanca abrirá el próximo sábado a las 16.00 contra el Athletic en Lezama un nuevo curso con dos problemas por resolver: los derechos de televisión y el camino hacia el profesionalismo
Las blanquiazules, instantes antes de su debut en Primera, el 8 de septiembre de 2019 contra el Espanyol en Abegondo 	| rc deportivo
Las blanquiazules, instantes antes de su debut en Primera, el 8 de septiembre de 2019 contra el Espanyol en Abegondo | rc deportivo

El Depor Abanca tiene fecha y hora para su debut en la Primera Iberdrola 202/21. La temporada pospandemia arrancará para las blanquiazules el próximo sábado a las 16.00 horas contra el Athletic en Lezama. Se acabaron las pruebas. Es el momento de comprobar cómo carburan las de Manu Sánchez, aunque difícilmente se podrá seguir por televisión.

La guerra por la explotación de los derechos en el fútbol femenino, latente durante los seis meses sin competición, no se ha resuelto todavía. Y el Athletic es uno de los cinco clubes que no firmaron el acuerdo con la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), es decir, con MediaPro.

Otra problemática que sigue vigente es el camino hacia el profesionalismo. Tras la firma del primer e histórico convenio, la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino (ACFF) demanda ahora que la Primera y Segunda División adquieran el carácter de liga profesional.

¿Profesional o profesionalizada?

Es cierto que la RFEF modificó en junio los estatutos y las dos categorías abandonaron la hiriente etiqueta de “fútbol aficionado”, pero el estatus de “competición profesionalizada” suena más efectista que efectiva.

Tanto es así que Irene Lozano, presidenta del Consejo Superior de Deportes (CSD) y persona non grata en A Coruña por mirar hacia otro lado en el ‘Fuenlagate’, anunció el viernes que meterá mano el asunto: “El Gobierno tiene el compromiso de profesionalizar la liga de fútbol femenino para la próxima temporada. Las mujeres se lo merecen y la sociedad lo demanda”.

En manos del Gobierno está precisamente el poder de lanzar definitivamente el fútbol femenino español hacia un nuevo escenario, pero para ello deberán cambiar la obsoleta Ley del Deporte de 1990.

Una ley obsoleta

El texto no menciona a la mujer en ningún momento y aclara en su Artículo 24 que “La denominación de las Ligas profesionales deberán incluir la indicación de la modalidad deportiva de que se trate. No podrá existir más que una Liga Profesional por cada modalidad deportiva y sexo en el ámbito estatal”.

Ajeno a la batalla burocrática que puede transformar definitivamente el fútbol femenino en España, el Depor Abanca cerró ayer su penúltima semana de pretemporada con un partido de entrenamiento en la Ciudad Deportiva de Abegondo.

Con solo dos amistosos –la victoria ante el Parquesol (3-0) y la derrota contra el Famalicao (0-2)– el equipo blanquiazul se presentará el sábado próximo en Lezama con más dudas que certezas. La buena noticia es que Manu Sánchez ya ha recuperado a las lesionadas y cuenta con toda la plantilla a su disposición.

Comentarios