jueves 13/8/20

Cuatro match-balls para la escuadra deportivista

El conjunto blanquiazul afronta los últimos compromisos de la temporada con la oportunidad de dar un paso de gigante mañana mismo, en Málaga, y dejar sellada la permanencia el domingo
Si obtiene un buen resultado contra el Málaga y el Extremadura, el Depor podría sellar la permanencia de manera matemática el domingo | LALIGA
Si obtiene un buen resultado contra el Málaga y el Extremadura, el Depor podría sellar la permanencia de manera matemática el domingo | LALIGA

La vital y épica victoria frente al Huesca —con remontada y dos golazos incluidos— ha dejado al Deportivo a las puertas de asegurarse la permanencia en Segunda División.

La escuadra que dirige el técnico Fernando Vázquez registra 48 puntos y se encuentra a un triunfo o, quizá, un poco más de certificar la salvación.

Los blanquiazules tienen por delante cuatro match-balls para dejar cerrado el objetivo de manera matemática esta misma semana.

El tramo final hacia la salvación comenzará mañana, a las 19.30 horas, en La Rosaleda, frente a un rival directo.

El Málaga es el inmediato perseguidor de los herculinos en la clasificación. Los andaluces suman dos puntos menos que la escuadra deportivista, así que, de ganar en tierras malaguistas, el equipo coruñés alejaría a los de Sergio Pellicer en cinco puntos cuando restarían nueve por disputarse.

Un triunfo dejaría al Deportivo con 51 puntos en la tabla y podría serle suficiente para salvar la categoría, aunque quizá necesite un poco más. Además, aún no le aseguraría la salvación de manera matemática. Un premio que, sin embargo, sí podría alcanzar este mismo domingo en el estadio Abanca-Riazor frente al Extremadura.

Tras el duelo contra el conjunto azulgrana, solo quedarán seis puntos en juego, así que si los gallegos enlazaran dos buenos resultados ante el Málaga y el cuadro extremeño, certificarían la permanencia.

Un rival casi hundido

Puede darse el caso de que el Extremadura ya sea equipo de Segunda División B cuando visite Riazor.

Los de Almendralejo son penúltimos en la tabla con 37 puntos, a siete de la salvación, así que si hoy no vencen al Cádiz en el estadio Francisco de la Hera, podrían sellar su descenso esta misma jornada, dependiendo de los resultados de los equipos que les preceden en la clasificación.

Los dos encuentros con los que el Deportivo despedirá la temporada serán ante adversarios que prácticamente ya no tienen ningún objetivo por el que pelear.

El Mirandés, ante el que jugarán en Anduva, y el Fuenlabrada, contra el que cerrarán el curso en Riazor, ya han asegurado la permanencia y se encuentran muy lejos de la zona del playoff. l

Comentarios