jueves 28/1/21

Granero, en A Coruña, pero aun sin entrenarse

Dedicó la mañana de ayer a pasar pruebas médicas
Los deportivistas alternaron el balón con los ejercicios físicos | rcd
Los deportivistas alternaron el balón con los ejercicios físicos | rcd

El Deportivo completó ayer otra semana más de trabajo esta pretemporada sin caras nuevas en la plantilla herculina ya que los dos primeros fichajes para el curso 2020-21 no participaron en la sesión de trabajo que programó el cuerpo técnico que encabeza Fernando Vázquez.

Borja Granero, que puede actuar como central y centrocampista, fue el primer refuerzo que contrató el Deportivo para su proyecto en Segunda División B, pero, tras haber llegado a la ciudad el jueves por la noche, ayer no se pasó por la Ciudad Deportiva y dedicó toda la mañana a las pruebas pertinentes a cargo de los Servicios Médicos del Club.

Está previsto que el lunes esté ya a disposición de Fernando Vázquez para sumarse a los efectivos con los que el míster de Castrofeito enfoca la temporada en Segunda B aún con la esperanza de que la justicia ordinaria deje al Deportivo en la categoría de plata.

A falta de Borja Granero y de Carlos Abad, el guardameta que procede del Tenerife y que también fue anunciado el jueves, la novedad en el césped fue la presencia de un exjugador formado en la cantera de Abegondo, que se encuentra sin equipo actualmente y que pidió al Deportivo poder entrenarse esta pretemporada hasta que cierre el que será su siguiente destino: Álvaro Queijeiro. El talentoso futbolista coruñés, que pasó por todas las categorías inferiores del club desde alevines al Fabril, se entrenará estos días con el primer equipo.

El excapitán del filial llegó a hacer dos pretemporadas con el Depor, con Víctor Fernández y Gaizka Garitano como entrenadores, aunque finalmente no se quedó en la primera plantilla deportivista y tuvo que buscarse la vida fuera del club herculino, en equipos como Cartagena, Melilla y Sanse. l

Comentarios