Martes 26.09.2017

BOXEO

Vibrante y con solidaridad

El polideportivo del Barrio de las Flores vivió nueve emocionantes combates amateur

Eloy Figueira “Bengala” (izquierda) peleaba en casa y salió con ganas, pero no pudo con el zurdo Santi Alonso (MDS)
Eloy Figueira “Bengala” (izquierda) peleaba en casa y salió con ganas, pero no pudo con el zurdo Santi Alonso (MDS)
Vibrante y con solidaridad

Mientras las orquestas hacían sus pruebas de sonido, unas ochocientas personas (ellas con tacones, ellos en chándal) entraban a la Polideportiva del Barrio de las Flores, para la velada solidaria de boxeo amateur organizada este viernes por el Club Ludus, en beneficio del Comité Antisida Coruñés. La noche arrancó con dos combates interrumpidos por lesiones. Una, con indicios de antropofagia, la padeció Diogo Costa en el tercero de sus asaltos contra Yago ‘Chocolate’ Besy. La segunda, a los pocos segundos de iniciarse la pugna entre Juan Paz y el luso Jorge Guedes, un hombro dislocado que puso fin prematuro al segundo combate del jovencísimo púgil de O Burgo. 

VELADA FLORES - FOTO 2_20342254Tras un breve parón por la actuación médica, Roi Cubeiro ganó a los puntos castigando durante tres asaltos al marinense Mario Peteiro. El púgil de Cambre conectó más y mejor, pese al pundonor y esquivas de su rival. Sorprendió, por la experiencia de ambos, que éste fuese el tercer combate del programa y que justo después subiesen al ring dos debutantes como Raúl ‘Gallito’ Telechea y el ferrolano Yoel Brañas. 

Durante un asalto y medio, Brañas pareció mejor en ataque y en defensa, aunque su pecado fue mantener el mentón demasiado alto. La penitencia llegó en el segundo episodio, materializada en un fulminante croché de izquierda de Gallito, que se convirtió en el mejor K.O. de la noche. Por esa misma vía del cloroformo se dirimió el quinto combate, también de debutantes: Sergio González empezó lanzando muchos golpes, mientras Daniel Regueira (apodado ‘Hatton’ por su parecido con el ex campeón británico) supo esperar su momento. Un croché de izquierda suyo provocó la primera cuenta de protección. Viendo a su rival tocado siguió al ataque, incitando a que el señor Vilas, árbitro de la contienda, decretase el K.O. técnico.

El combate femenino entre la campeona gallega Fanny Mendes y la portuguesa Diana Costa comenzó con la coruñesa cayendo a la lona (más por tener los pies mal situados, que por la dureza del directo recibido), pero se rehízo sin problemas, mostrándose más activa y con un repertorio mucho más amplio. Costa resultó un blanco demasiado fácil para los golpes, y terminó perdiendo. A continuación hubo otro duelo de coruñés (Cristian Toledano) ante portugués (Pedro Oliveira), que tuvo un primer asalto fulgurante hasta que llegó la fatiga, siendo a partir de ahí superior el luso, que provocó muchos fallos de su rival y acabó ganando.

La decisión más controvertida de la noche fue la que otorgó el triunfo a Csaba Varga (procedente de Pech, Hungría, pero que desde marzo vive en VELADA FLORES - FOTO 3_20342782nuestra ciudad) ante el debutante Manu ‘Martillo’ Viña, que se ganó al público al conectar los mejores y más potentes golpes. Llevaba medio minuto en el ring y ya parecía que le hubiese entrenado Cus D´Amato en Catskill, en lugar de Fran Paz en A Sardiñeira. Tras tres asaltos marcados por la amplia diferencia de altura y alcance, los jueces valoraron la evasividad y mayor entereza de Varga en los momentos finales, en detrimento de un Viña que acabó agotado y lanzando pocos golpes.

Cerraba la velada (tras la cancelación del duelo entre Miraz y González, que cruzarán guantes en Lugo dentro de un mes) el combate entre Santi ‘Chacal’ Alonso y el púgil local por excelencia, Eloy ‘El Bengala’ Figueira, sonoramente apoyado por el público. Contienda igualada, donde Alonso ganó por ser más consistente y conectar mejores golpes, mientras que a Figueira, pese a su gran movilidad, le costó penetrar en la guardia zurda de su rival. 

Vibrante y con solidaridad