Viernes 24.11.2017

ATLETISMO

Husillos, con los velocistas

El módulo de Lugo acogió una concentración de la selección autonómica de la especialidad

El palentino del FC Barcelona, uno de los referentes de este deporte a nivel nacional, ya piensa en las grandes citas del año que viene, que son el Mundial bajo techo de Birmingham y el Europeo al aire libre de Berlín | AEC
El palentino del FC Barcelona, uno de los referentes de este deporte a nivel nacional, ya piensa en las grandes citas del año que viene, que son el Mundial bajo techo de Birmingham y el Europeo al aire libre de Berlín | AEC
Husillos, con los velocistas

Lugo se convirtió una vez más en el epicentro de la velocidad gallega, con una nueva concentración del sector de velocidad de la FGA. A la misma fueron convocados los atletas que habían participado en la temporada recientemente finalizada en los distintos campeonatos de España en pruebas de velocidad desde la categoría sub-18 en adelante. Hubo muchos coruñeses, lo que demuestra que los velocistas locales siguen pisando fuerte. A la ciudad de las Murallas acudieron Mauro Triana, Aquilino Lousa, Álex Botana, Ana Pajarrón, Inés Oitaven, Martín Rivas, Javier García ‘Chichu’, Laura Chapela, Ana Iglesias, María Fernández, Javier García y Blanca Lorenzo. No pudo sumarse Sergio Rodríguez Teixeira por un problema de última hora.

El atleta más destacado en el panorama nacional esta temporada fue sin duda Óscar Husillos. El palentino en las filas del FC Barcelona destrozó el record nacional de 400 lisos en pista cubierta con un crono de 45.92. También se proclamó doble campeón de España, tanto en bajo techo como al aire libre, batió con el resto de los integantes del combinado nacional un registro histórico, el del 4x400, dejándolo en 3:00.65, y pulverizando su marca personal en los 400 en el mundial de Londres con 45.16, cerca del récord nacional de Cayetano Cornet que lo ostenta con 44.96 desde 1989. Una vez más, se acercó a la concentración de la FGA para compartir estas jornadas. Sin duda, es el atleta más querido por la velocidad gallega por su empatía con los atletas, su cercanía y su humildad.


Balance del año

Óscar Husillos nos comentó cómo fue el curso pasado. “La temporada fui mucho mejor de esperado. Ni por un momento pensamos que llegaríamos a ese nivel tan alto, colmando todas las expectativas. Lo que empezó siendo un experimento acabó siendo el comienzo de una nueva era, dejar aparcado los 200 metros y centrarse en el 400. Pero siempre pensando que el 200 es una prueba que me viene bien, que me pone rápido. Pero a la larga en campeonatos nacionales e internacionales lucharé por el 400, que es lo que me da ahora mismo el nivel internacional”. 

La temporada que se acaba de iniciar pasa por el campeonato del mundo de pista cubierta y el de  Europa al aire libre. “Esta temporada la voy a plantear de la misma manera que la pasada. Con una tranquilidad distinta porque ya llevaré un poco de presión por todo lo realizado en la temporada pasada. Pero en principio no cambiaremos nada en la planificación. Todo con las miras puestas en el Mundial de pista cubierta de Birmingham  y el Europeo al aire libre de Berlín”.

Es el segundo año que Óscar Husillos está presente en una concentración del sector de velocidad de la FGA. Los propios velocistas gallegos quedaron encantados la temporada pasada con su presencia. Su cercanía les cautivó desde el primer momento.

“La verdad es que quedé encantado de la experiencia de la temporada pasada. Me encanta trabajar con niños, con atletas jóvenes. Enseñarles lo que yo he aprendido día a día de concentraciones y entrenadores, tanto nacionales como internacionales. Aspectos como los relevos, la técnica, todo el abanico que es el atletismo. Realmente estoy encantado de poder trabajar con un grupo así, con gente ya formada. Es una concentración con una doble vertiente. Por un lado, la parte técnica y por otro para que se conozcan entre ellos, que me conozcan a mí, y para que vean que lo hago no es nada del otro mundo. Es lo que me han enseñado desde que me inicié y lo que hay que hacer para que puedan seguir progresando”.

Hizo una valoración de las concentraciones del sector de velocidad gallego. “Realmente es una  iniciativa muy buena. Solo por el hecho de que se junten unos días todos los atletas para poder convivir, para entrenar juntos y poder adquirir más conocimientos, como puede ser como ejemplo este año, donde se incidió en el trabajo de relevos. Todo es positivo, incluso de cara a las futuras competiciones que tengan con sus clubs o la propia selección, en este caso con la FGA”.

El nivel de la velocidad gallega también salió a colación. “Hay una gran hornada, donde destaca Mauro Triana, que por desgracia el año pasado estuvo ausente por lesión, pero con un gran camino por recorrer. Hay que tener en cuenta que siendo sub-23 estuvo rozando el bajar de 21 segundos en los 200 metros. También Paula Ferreiros y Paula Iglesias, que pugnan por entrar poco a poco en la élite de los 400, incluso Olaia Becerril, aunque se decante más por los saltos tiene grandes cualidades para la velocidad. Javier García ‘Chichu’, que el año pasado hizo una gran temporada, donde además tuvo mala suerte con la salida nula en los 60 lisos de Salamanca. Javier Cancela y otros muchos. Hubo hasta 43 atletas gallegos en los distintos campeonatos de España en pruebas de velocidad, lo que demuestra que el sector de velocidad en Galicia marcha por el buen camino”. 

Husillos, con los velocistas