Jueves 19.10.2017

ABONADOS

La fiebre blanquiazul no para

Este viernes se registraron colas durante todo el día en Riazor y el club despachó 811 nuevos carnés

La Oficina de Atención al Deportivista registró una constante afluencia de aficionados (Quintana)
La Oficina de Atención al Deportivista registró una constante afluencia de aficionados (Quintana)
La fiebre blanquiazul no para

El viernes se vivió una jornada frenética en la Oficina de Atención al Deportivista, situada en el estadio de Riazor. Durante todo el día, se registraron colas en la puerta del ‘coliseo’ blanquiazul, lo que indica la enorme ilusión y expectación que hay ante el comienzo de la temporada 2017-18, que, para el equipo coruñés, arranca el próximo domingo día 20.

Aunque todavía faltan nueve días para que el equipo de Pepe Mel estrene el curso frente al Real Madrid, precisamente jugando en casa, el Deportivo ya supera los 23.000 abonados después de los 811 carnés despachados el viernes, de los cuales, diez fueron a través de internet.

En total, son 23.786 los socios con los que cuenta la entidad blanquiazul a día de hoy, con lo que el Depor se acerca a los 26.510 con los que se cerró el curso pasado, objetivo de la junta directiva.

ILUSIÓN
El Deportivo ya tiene 23.786 socios, a nueve días para el  inicio de la Liga

El técnico de la escuadra herculina aprovechó que el viernes retiró su carné de abonado para enviarle un mensaje a los aficionados.

“Nos da un poco de vergüenza mandar mensajes a la afición porque ellos cumplen con su cometido, sacan su abono, su entrada, animan… esta semana hemos hablado de cómo reaccionó el público al error de Arribas ante el Espanyol, lo hizo apoyando y animando al equipo cada vez que tocaba la pelota, con 0-1 y el equipo jugándose la permanencia. Eso demuestra el saber estar de la afición del Depor”, manifestó el estratega madrileño, subrayando la excelente respuesta de la afición.

Mel considera que el equipo está en deuda con los seguidores por su apoyo constante.

“Qué les vas a pedir. Tenemos que ofrecerles cosas”, sentenció el preparador del cuadro coruñés.

La fiebre blanquiazul no para